Los jubilados pueden cobrar por cajero automático.

ANSeS permite elegir la sucursal bancaria donde deseen percibir sus haberes y allí solicitar una tarjeta de débito.
La libre elección del banco y la sucursal donde prefieran recibir sus haberes los más de 100 mil jubilados de la provincia de Salta son un hecho. Sin embargo, son muy pocos los hombres y mujeres que hacen uso de ese derecho.

Ya sea en las oficinas de ANSeS o a través del teléfono gratuito 0800-2226737, se ofrece la posibilidad de optar entre siete entidades financieras y sus sucursales, quienes a su vez pueden bancarizarlos. Esto significa que no hay necesidad de que esperen todos los meses para cobrar los sueldos por ventanilla, sino que pueden abrir una caja de ahorros en cualquiera de los bancos que operan en Salta y pedir la emisión de una tarjeta de débito para retirar dinero de cajeros automáticos, cualquier día del mes.

Así lo confirmó a El Tribunoel titular de ANSeS-Salta, Ernesto Martínez, quien está al frente del organismo nacional a cargo de la recaudación previsional. Además, el funcionario señaló que "se evalúa la posibilidad de desdoblar los turnos para que los salteños puedan realizar trámites por la tarde" y adelantó que "próximamente se abrirá otra sucursal en la capital salteña".

Cada uno de los jubilados que perciben sus haberes en la Provincia puede elegir entre los bancos Macro, Nación, Patagonia, Columbia, Industrial de Azul, Galicia y Francés y la financiera Efectivo Sí (que no dispone de cajeros automáticos). Todos los bancos le ofrecen la apertura gratuita de una caja de ahorro y también la emisión de una tarjeta de débito que, dependiendo de la entidad, puede no tener costo alguno o tener un costo fijo mínimo.

Los gerentes de los organismos financieros, al ser consultados por este matutino, confirmaron su disposición a "bancarizar" a todas aquellas personas que así lo dispongan, dado que eso les permite "ofrecer servicios tales como préstamos y tarjetas de crédito", más allá de que "evitan aglomeramientos" dentro de los centros de pago o sucursales bancarias.

Comentá la nota