Juárez: "Cuenca quiere pero no puede; debería dar un paso al costado"

El ex juez de Instrucción, Dr. Jorge Juárez, describió a Sin Mordaza el escenario de inseguridad que se vive en Rosario y en el resto de la provincia y, en ese marco, las acciones que han encarado los vecinos para protegerse ante la ausencia de respuesta policial y oficial. "El propio Estado contrata vigiladores privados porque la policía no da respuestas", dijo.
"Los vecinos estamos tomando conciencia de que ante la falta de respuesta policial debemos organizarnos a partir de diversas acciones, por ejemplo, nos pasarnos los números de teléfonos, hacemos cadenas de mails para pasarnos información y novedades, hemos puesto carteles anunciando que estamos en alerta y que vamos a denunciar a cualquier persona o actitud sospechosa. Estamos participando", explicó, dando detalles sobre las acciones que han encarado vecinos para tratar de combatir la ola delictiva.

"Una de las cuestiones que estamos viendo es que se está sancionando, y me parece muy bien que estemos aggiornando el proceso penal santafesino, pero creo que la Ley de Protección de Víctimas y Testigos fue a la cola. Se trataron y aprobaron todos los demás proyectos pero no este", marcó.

Para el magistrado también existe un "discurso contradictorio": "Santa Fe tiene legisladores provinciales y nacionales. La Cámara de Diputados y el Senado nacional aprueban leyes cada vez más fuertes para castigar a la delincuencia, se penan más severamente los delitos que ya están, se incluyen nuevas conductas y, de algún modo, se da una señal de 'queremos perseguir y desalentar a la delincuencia'.

Pero, por otro lado, las provincias, que manejan el procedimiento, cada vez hacen leyes más benignas para quienes están imputados en los delitos. Entonces se van derogando cosas; hoy la regla es al revés: todo el mundo en libertad. Tal vez esté bien, si hubiera una sentencia pronto, pero esa gente queda en libertad y la sentencia nunca llega por carencia de infraestructura. Lo nuevo tapa a lo viejo y lo viejo no se falla nunca".

Según opinó el ex juez rosarino, el problema más crítico hoy día es con la minoridad: "Los menores están cada vez más salvajes en la manera de delinquir, son más violentos e incontenibles. Sin embargo se ve que se reformó todo el procedimiento pero no la justicia de menores. Además, cuando llegan a los 18 años, ya llegan con 15, 20, 30 causas en trámite. Pienso que hay que actuar sobre la primera causa, para asistir al menor, para dotarlo, para darle facilidades para un oficio, una educación, una contención. Cuando ya llegaron a la causa número 15 y los estados de libertad, la asistencia, los tratamientos resocializadores no han dado resultado, es un acto de ingenuidad. Me parece que hay que repensar esto y optimizar recursos; si bien en este momento no sobran, hay que habilitar un gran debate social para ver qué queremos hacer".

Consultado por la responsabilidad de la policía ante este escenario, Juárez consideró: "No puede esperarse nada serio de un policía que gana $2000; puede tener una gran vocación pero igual no rinde porque necesita hacer otras tareas. Además, hay un problema de cantidad: Hoy hay cuatro mil policías en el departamento Rosario y hay seis mil vigiladores privados. El Estado contrata vigiladores privados, como en el Hipódromo Independencia; entonces, si el propio Estado contrata vigiladores privados es porque la policía no da respuestas".

Ante la pregunta de cómo evalúa la gestión del ministro de Seguridad Daniel Cuenca, el ex juez expresó: "Es una muy buena persona, un excelente docente, soy amigo y en algún momento he colaborado con él. Creo que quiere, pero no puede. A veces muchas cuestiones pasan por la 'caja'...yo preguntaría por este lado. Ojala que aparezcan las respuestas y las soluciones. No importa quién lo haga, hay que hacerlo. De todos modos creo que si él (Cuenca), que es una persona seria y responsable no ve respuestas, intuyo que tal vez deje paso a otra persona. No creo que su prestigio y capacidad se sigan perjudicando por la falta de medios".

Asimismo, Juárez reclamó que "nadie le explica a la población cuál es el plan estratégico de la policía para hacer frente a lo que está pasando. Estamos todos enrejados y los propios vecinos debemos organizarnos. Sacamos la basura, y guardamos los autos entre las 21 y las 23 horas, porque nos miramos entre todos y si aparece algún delincuente al menos va a haber un testigo. En nuestra cuadra lo hacemos desde hace cinco años".

Para el entrevistado, otra alternativa social ante el flagelo de la inseguridad reside en la necesidad de ir cambiando la participación de la ciudadanía: "Fue muy bueno lo del Senado y su Comisión de Seguridad de bajar a la ciudad de Rosario. Muy bueno porque allí hubo consenso para hacer otra reunión en el mes de noviembre", concluyó.

Comentá la nota