Juanjo fogonea a su hijo para gobernar Hurlingham

Rodrigo Álvarez, primogénito del diputado, organiza reuniones en los barrios para reactivar la estructura de juanjismo en el distrito. ¿Qué lo une al intendente Acuña?
Hace dos años ocupó un lugar como diputado suplente en la lista de Unión-PRO, y desde entonces organiza reuniones con dirigentes y vecinos donde no oculta sus pretensiones políticas para llegar a la intendencia de Hurlingham.

Rodrigo es el mayor de los tres hijos de Juan José Álvarez, una de las espadas y tal vez nexo clave de la flamante alianza de centroderecha que encabezan Mauricio Macri, Felipe Solá y Francisco De Narváez.

No hay dudas del activo rol de Juanjo en el acuerdo. Ligado al duhaldismo, fue ministro de la primera etapa de Felipe Solá como gobernador, posteriormente estuvo cerca de De Narváez en el Congreso y en los últimos tiempos recaló en las filas del macrismo.

Transitando el derrotero político de su padre (primer intendente del municipio de Hurlingham), Rodrigo pretende ser la cara visible del peronismo disidente en el distrito, aunque tendrá que convivir con la concejal María Ester Barrionuevo (hermana de Luis) que para el martes 24 de febrero organiza un acto en el que Felipe Solá hablará para unos 200 vecinos del distrito.

“Esto es muy reciente, no tengo contacto directo con María Ester, pero llegado el momento se verá”, dijo a 24CON Álvarez (h), y confirmó: “Estoy en esta nueva alianza, trabajando y hablando con los vecinos de cara a las elecciones de este año pero también con el desafío de 2011”.

Así, Rodrigo Álvarez admitió que buscará competir por la intendencia, hoy a cargo de Luis Emilio Acuña, otrora mano derecha de su padre. Respecto del jefe comunal, hoy parte del esquema K, sostuvo: “Luis tiene un desgaste, y yo creo que la gente va a buscar nuevos actores. No tenemos diálogo con el oficialismo, nosotros tenemos que construir y generar propuestas”.

Comentá la nota