San Juan: el oficialismo retuvo sus bancas

El kirchnerismo sanjuanino, liderado por el gobernador José Luis Gioja, logró el 56,3% de los votos y así se quedó con dos de las tres bancas de diputados nacionales en juego. De esta forma, el oficialismo retuvo en la provincia los dos lugares que ya poseía. Daniel Tomas, actual jefe del bloque oficialista de diputados provinciales, y Margarita Ferrá asumirán en el Congreso en diciembre por el Frente para la Victoria.
La tercer banca quedó por un escaso margen para Mauricio Ibarra, del bloque Unión por San Juan, del que forma parte el Pro, Recrear y el PJ disidente, que obtuvo el 18,9%. Esta coalición renovaba un lugar que estaba en manos de Adriana Marina, quien para esta elección secundó a Ibarra en las boletas.

Con los resultados finales sobre la mesa, en San Juan las cosas quedaron como estaban: cada fuerza mantuvo la misma posición que mantenían antes de esta elección, tal como lo habían adelantado las encuestas.

El objetivo del gobernador Gioja, quien colocó su propia foto en las boletas aún sin ser candidato, era arrebatarle la tercera banca a la oposición para llevar mayoría absoluta al Congreso Nacional, desde donde seguirá apoyando la gestión de Cristina Kirchner.

Apenas iniciado el conteo de votos, voceros del gobierno sanjuanino afirmaron que habían ganado dos bancas y que estaban peleando "voto a voto" la tercera con el candidato opositor Mauricio Ibarra.

De haber obtenido las tres bancas en juego, el Frente para la Victoria hubiese igualado el papel hecho en las legislativas de 2007, cuando se quedó con todos los lugares en disputa.

También cabe destacar que el Acuerdo Cívico y Social -Partido Socialista, UCR, Coalición Cívica GEN, entre otros- con Rodolfo Colombo a la cabeza terminó en la tercer posición con el 15,1% de los votos y no aportará legisladores nacionales.

En cuanto a la cantidad de votantes, el 75 % de los 451 mil sanjuaninos habilitados para sufragar concurrieron a las urnas. En ese sentido, en el Frente para la Victoria se mostraron satisfechos por la participación del electorado, que estuvo muy por encima de la media nacional.

También señalaron que el ausentismo del 25 por ciento se debió a las inclemencias temporales. Durante las primeras horas de votación se registraron temperaturas de 1 grado bajo cero, fuertes vientos y lluvias en varias zonas de la provincia, por lo que la mayor parte del electorado comenzó a concurrir a las escuelas recién cerca de la media tarde.

Por otra parte, autoridades de mesa revelaron que se registraron denuncias de electores por "falta y destrucción de boletas" en escuelas de los departamentos Capital, Rivadavia, Posito, Santa Lucía y Rawson.

Comentá la nota