José Luis Zampa declaró y por ahora no quedó detenido

El Director de Información Pública de la Provincia prestó declaración ante los fiscales que entienden en la causa, en la que por el momento aparece en calidad de testigo. El fiscal Buenaventura Duarte tras la testimonial que duró alrededor de siete horas indicó que todavía no hallaron elementos para pedir la detención de ninguna persona.
Zampa que hace solo una semana se apoderaba de todos los espacios radiales y televisivos de la provincia y de varios nacionales, con cuyos responsables mantiene una aceitada relación merced a las grandes sumas de dinero que transfiere a estos y se hacía protagonista principal del desgraciado suceso que le costó la vida al Director de la Agencia Corrientes, ayer terminó declarando por alrededor de siete horas ante los fiscales Guillermo Barry, Alejandro Chain y Buenaventura Duarte, en la unidad Regional Nº 2 de la ciudad de Goya, quines son responsables de investigar el extraño y desgraciado hecho.

Según fuentes judiciales Zampa tuvo que responder fundamentalmente sobre la veracidad de sus dichos de hace una semana donde con mucha seguridad había brindado información a los medios periodísticos respecto de las condiciones en la que se halló el cuerpo del infortunado empresario, habiendo indicado también que fue el primero que llegó al lugar del hecho, e incluso en forma muy audaz brindó detalles de mensajes que se supuestamente se encontraban en los teléfonos móviles de aquel y donde consignó se le amenazaba con asesinar a sus hijos. Cabe destacar que Zampa también había dado a conocer las características del arma con la que según sus afirmaciones se había "suicidado" González Moreno y otros detalles del suceso que bien podrían cotejarse con solo verificar sus apariciones mediáticas de la semana pasada y que por cierto no fueron pocas y no se caracterizaron por su prudencia.

Antes de la declaración del titular de Información Pública había hecho lo propio el comisario inspector Carlos Geraldi jefe de la custodia del gobernador Arturo Colombi, quien también quedó libre.

El encargado de brindar a la prensa detalles del trámite judicial que se llevó a cabo ayer en la ciudad de Goya fue el fiscal Buenaventura Duarte quién en forma muy escueta sostuvo que Zampa declaró como testigo y que por el momento no hay elementos para pedir la detención de este o del comisario Geraldi que había prestado declaración minutos antes que el funcionario provincial. De todos indicó que ahora queda el proceso de cotejar las afirmaciones de los testigos con los de otros y la relación con los hechos y las pericias para determinar nuevas actuaciones y para definir la situación de los involucrados hasta el presente-

Intencionalidad política de Zampa

La participación mediática del Director de Información Pública la pasada semana a menos de 72 horas del acto electoral que definía el gobernador de la provincia, utilizando hasta al hartazgo el lamentable suceso en el que perdiera la vida Hernán González Moreno, que hoy la justicia investiga como sucedió, fue organizada y articulada por este para tratar de influir en la ciudadanía para que no vote a Ricardo Colombi que finalmente ganaría la elección con comodidad. Si repasamos cada aparición del funcionario provincial se advertía su preocupación por relacionar el dramático hecho con una denuncia que había realizado el empresario contra el candidato de Encuentro por Corrientes, esta acción deliberada no fue para nada sutil y se la utilizó masivamente incluso en los medios nacionales, los que a pesar del trabajo del sector de la comunicación de Eco, no modificaron la orientación de la información hasta que la justicia fue profundizando en la investigación, es decir separarla del acontecimiento electoral y tomarla como un hecho policial.

Lo ocurrido hace una semana expuso a Zampa, que incluso se proclamó amigo del fallecido, en su faceta más oscura y desvergonzada, utilizando el dramático acontecimiento en el que hubo la perdida de vida de una persona, para evitar la debacle política de su jefe el gobernador Arturo Colombi, brindando en esa oportunidad con total seguridad y no menos impunidad detalles de un suceso cruel y cuyas consecuencias todavía son impredecibles.

Por todo ello llama la atención que tras su testimonial se retirara tranquilamente a su domicilio y hasta se diera el gusto de declarar que "prometió a la familia de Hernán de no hablar con la prensa", que raro hace una semana sabía todo y hasta inducía a pensar quien podía ser el responsable.

La justicia tiene la palabra, la sociedad ya lo condenó por su osadía e irrespetuosidad con la que intentó manipular la información, en realidad una constante en toda su gestión, y ahora seguramente tendrá también que hacer frente a las acciones judiciales de aquellos a los que intentó perjudicar, ah, la Veda Electoral para Zampa no existió, alguien controla esto o será otra norma que se convierte en letra muerta.

Comentá la nota