"El jefe de la Aduana me dio su tarjeta personal", dice

"El jefe de la Aduana me dio su tarjeta personal", dice
Hace poco más de un año, Antonini Wilson dejó el ostracismo al cual el episodio del maletín lo había obligado. Con mas de 15 kilos menos, el venezolano rompía el silencio ante la Corte Federal del Estado de la Florida. Fue durante el juicio contra Franklin Durán, Moises Maiónica y Carlos Kauffman, los ciudadanos venezolanos que intentaron presionar a Antonini para que se hiciera cargo del dinero. Los tres fueron encontrados culpables de conspirar en nombre del Gobierno de Hugo Chávez en territorio norteamericano, Antonini declaró en contra de todos ellos.
Su situación judicial en Argentina sigue siendo compleja. La causa que lo investiga por presunto lavado de dinero, un delito que tiene una pena de entre 3 años y 6 meses de preisón avanza muy despacio. el pedido de captura internacional.

Ahora, el empresario venezolano intenta rehacer su vida. "A mi no me detuvo nadie. Eso es lo que no entienden. Incluso el jefe de la Aduana me dio su tarjeta como cuando se presenta un abogado. Lo mio era una infracción, pero ese dinero no era mio", explica Antonini, dos años y medio después.

Comentá la nota