Jaque renovó su Gabinete dando un fuerte espaldarazo a Ciurca

Jaque renovó su Gabinete dando un fuerte espaldarazo a Ciurca
El Gobernador busca reposicionar su gestión otorgándole un rol preponderante al funcionario con mejor imagen. Le pidió integrar la luchar contra la pobreza y el delito.
En medio de ovaciones, vitoreos y calurosos aplausos el gobernador Jaque puso ayer en funciones a sus nuevos ministros: Carlos Ciurca en Desarrollo Humano, Comunidad y Familia; Juan Carlos Behler en Salud; y Carlos Aranda en Seguridad.

Aunque se tomó su tiempo, al estilo Jaque como dicen algunos referentes del PJ, el mandatario comenzó a transitar la segunda mitad de su mandato con la incorporación de aires nuevos.

En este esquema renovado que se pretende instalar, Jaque aprovechó la buena imagen de Ciurca para tener un impulso extra y al mismo tiempo lo convirtió en el gran ganador de la jornada.

"Sirve (para el Gobierno) tener en un rol más preponderante a la persona que tiene buena imagen", comentó uno de los hombre de peso del peronismo.

Si bien el mandatario hizo mención a la necesidad de realizar un "abordaje integral" de la seguridad, tema que le provocó un gran descrédito a partir de la promesa incumplida de reducción del delito; lo cierto es que potenció la labor del ministerio de Desarrollo Humano más que la cartera que está en manos de Aranda.

La estrategia consiste en desarrollar una tarea conjunta entre Desarrollo Humano, Educación, Salud y Seguridad pero en la punta de la pirámide está el ministerio de Ciurca.

"No alcanza solo con la policía, más armas, vehículos, sino una serie de políticas que tiendan a prevenir los delitos. Hay gente que se ve forzada por la exclusión a cometer un delito, hay que atacar la droga, la violencia en los niños. Por eso pensamos en Ciurca para el Ministerio (de Desarrollo Humano), habida cuenta de que estuvo este tiempo en Seguridad y pudo ver los problemas y así trabajar por la inclusión y la prevención", señaló el Gobernador en diálogo con Los Andes.

La nueva impronta comenzó a plasmarse en los hechos el fin de semana con un Gobernador avocado a las reuniones partidarias. Primero en un acto de la juventud y después en un cónclave en el Hotel Ejército de los Andes de El Bermejo, ante 600 militantes, legisladores nacionales y provinciales, intendentes, concejales y dirigentes. La movida, que culminó con el recambio del Gabinete, apunta a inyectar más pasión y militancia para que los mendocinos conozcan los beneficios que ofrecen las concreciones de la gestión.

"Hace falta cambio de rumbo y para eso es necesario más que nada renovación de políticas para volver a recuperar la confianza de la gente", comentó el intendente de Las Heras y futuro conductor del justicialismo de Mendoza, Rubén Miranda.

"Percibo una expectativa de gestión más dinámica y política para estos últimos dos años de gobierno", opinó Jorge Tanús presidente de la Cámara de diputados.

Clima distendido

Si el verano se hace sentir, en la mañana de ayer la temperatura en el cuarto piso de la Casa de Gobierno trepó a las nubes. En un espacio reducido y con un amplio despliegue de seguridad, después de los disturbios del jueves con ATE, el PJ armó una fiesta para recibir a los flamantes ministros.

Familiares, funcionarios de las diferentes carteras y la militancia, colapsó la capacidad de la sala Patricias Mendocinas.

Al igual que el sábado en que llamó a "militar la tarea de gobierno", ayer Jaque les hizo un llamado de atención a todos los miembros del equipo.

Antes de finalizar su discurso advirtió que "todos los ministros deben trabajar juntos", dijo y a renglón seguido replicó: "El Gobierno no se divide en partes;hay un sólo gobierno y debe tener todas sus líneas trabajando juntas",

Comentá la nota