Jaque recibirá 100 millones para poder pagar los sueldos

Jaque recibirá 100 millones para poder pagar los sueldos
El dinero será aportado por el Banco Nación. También el Gobernador anunciará antes del 31 la prórroga de la intervención en Obras Sanitarias Mendoza.
Celso Jaque terminará el año con dos anuncios clave para su administración: la prórroga de la intervención en Obras Sanitarias Mendoza y la llegada de 100 millones de pesos a la provincia, que le permitirán cerrar 2009 con los sueldos pagados y comenzar 2010 más "holgado".

Los anuncios se formalizarán en los próximos días y no ha trascendido si habrá comunicaciones parciales previas con referencias posteriores en el mensaje de fin de año que hará el 31 de diciembre, o todo se concentrará sobre un mismo momento.

El Gobernador está facultado para extender la intervención a Obras Sanitarias Mendoza hasta el 2 de agosto de 2010, es decir por 180 días, pero el Consejo Asesor le sugirió recientemente una ampliación del plazo únicamente por 90 días.

La decisión por una u otra alternativa es inminente y se adoptará en el marco de la redefinición del sistema de agua potable y cloacas de Mendoza que contemplará un nuevo perfil para la empresa que presta el servicio en la mayor parte de la provincia y -muy posiblemente- la caída de la concesión para la francesa Saur.

En tanto, las arcas de la provincia se aprestan a recibir 100 millones de pesos que, según trascendió, provendrán de un crédito puente del Banco Nación y se aplicarán a cubrir la transición entre 2009 y 2010.

Estos fondos son el anticipo de una operación de crédito mayor que podría alcanzar hasta los 420 millones de pesos (de acuerdo a lo autorizado por la Legislatura), que se concretaría hacia febrero mediante un préstamo de un pool de bancos o bien la colocación internacional de un bono en una operación simultánea con otros bonos de la Nación y de otras provincias argentinas.

La ingeniería financiera que aplicaría Mendoza durante el primer trimestre del año entrante podría apuntar a conseguir un monto menor si -finalmente- aparece algún "salvavidas" de la Nación, lo que nunca fue descartado en la Casa de Gobierno.

La presencia del mandatario mendocino en Buenos Aires durante tres días -esta semana- alimentó de nuevo todo tipo de versiones. Una de ellas habla de inminentes anuncios de subas en las asignaciones de los estatales provinciales: de los 100 pesos por hijo que se pagan en la actualidad se pasaría a una cifra más cercana a los 180 que ya abona la Nación (ver aparte).

Aumentos dilatados

La mayor parte de la operación de "uso del crédito de la Provincia autorizada por la Legislatura" -tal como el Gobernador define al nuevo endeudamiento- se centrará sobre el próximo mes de febrero. Es que, a principios de marzo, la Provincia deberá enfrentar un nuevo cuello de botella en sus pagos, a raíz del vencimiento de una nueva cuota del Bono Mendoza 18 (ex Aconcagua) lo que significará una erogación superior a los 50 millones de pesos.

Por este motivo, el Gobierno intentará extender "hasta abril y, si es posible, hasta julio" la aplicación de los aumentos salariales que negociará en paritarias el año entrante. Es que por cada punto de incremento en los salarios de los empleados públicos, el Estado asumirá un costo fijo adicional de 3,4 millones de pesos, es decir de 30 millones anuales si se aplica desde abril hasta fin de año y de 23 millones si la suba rige desde julio.

El Presupuesto 2010 no prevé ninguna suba salarial, pero el gremio que menos reclama para el año entrante se sentará a las paritarias con una solicitud de 15% de incremento. Pagar un incremento de este tipo tendría para la Provincia un costo de 450 millones adicionales desde abril y de 345 millones desde julio.

Estas cifras -al menos por ahora- hielan la sangre en Hacienda, aunque en la Casa de Gobierno se espera a medir la esperada "reactivación del Bicentenario" para definir hasta dónde y desde cuándo habrá espacio para aumentos de salarios el año entrante.

Comentá la nota