Jaque reapareció y se hizo cargo del pago a los Cadillacs

El Gobernador dijo que él convalidó el decreto que autorizó entregar un subsidio por 315 mil pesos a la productora. El fiscal citará a los representantes de la banda.
El gobernador Celso Jaque volvió a aparecer en un acto público luego de casi dos semanas y debió hablar del escándalo desatado por el subsidio que su gobierno le entregó a una productora para el recital de los Fabulosos Cadillacs.

Jaque se hizo cargo de la decisión, pero pidió que se tenga en cuenta el principio de inocencia con todos sus funcionarios. "Ya he dicho que cuando uno firma un decreto estoy convalidando y la decisión es del Gobernador", aseguró, refiriéndose al decreto por el cual se rubricó el pago de los 315 mil pesos a la productora Offside en carácter de "contratación artística".

Para el Gobierno el tema "Cadillacs" se transformó en una bola de nieve. Y los problemas más graves comenzaron cuando la Justicia apuntó a los funcionarios. Hoy hay sospechas que golpean fuerte al Gobernador, pues uno de los apuntados es Raúl Leiva, su principal asesor y amigo. Jaque aseguró que dejará actuar al fiscal y a los legisladores que investigan el tema.

"Si hay algo que es importante es que las instituciones de Mendoza están funcionando, la Legislatura está investigando y la Justicia está abocada, por lo tanto he dado las instrucciones a todos los funcionarios de concurrir a los lugares donde sean citados para brindar toda la información existente", aseguró.

Mientras tanto, el caso se sigue enredando más. El fiscal Eduardo Martearena ya emitió las citaciones para que los representantes de los Cadillacs viajen desde Buenos Aires y declaren en la causa. Uno de los principales temas a saber es cuánto cobró realmente la banda.

Allí se esperan varias confirmaciones: la posibilidad de que haya habido evasión incluso de parte de los Cadillacs o que los representantes de Offside hayan declarado en el expediente administrativo que los músicos cobraron más de lo que realmente les pagaron.

En el medio aparecen más datos curiosos. Mariana Infante, una de las imputadas y quien negoció con el Ejecutivo el subsidio, tiene antecedentes no muy favorables en el Banco Central.

La mujer tiene una lista de ocho cheques rechazados en su haber, pero hay uno que llama la atención: fue rebotado por falta de fondos el 24 de febrero de este año, es decir cuatro días después del recital de los Cadillacs. Y el monto es de 45 mil pesos, justo la cifra de cada uno de los siete cheques emitidos por el Gobierno para pagar el subsidio.

Ese cheque fue cobrado finalmente, según figura en la información del Banco Central, el 19 de marzo. Mariana Infante figura como gran contribuyente del Estado y aunque gestionó el subsidio, se lo hizo facturar a su padre, Pedro Infante, quien está exento del pago de IVA.

Con el expediente en la mano, ahora los abogados de los imputados elaboran la estrategia de defensa.

Los funcionarios siguen asegurando que la ayuda a los productores es una práctica habitual, realizada por todos los gobiernos. En ese sentido, Jaque también apuntó a mirar para atrás.

"Ya he dicho en otra oportunidad, hay apertura para que el señor fiscal que está investigando tenga la oportunidad de ver esto y 10 años para atrás. Toda la información está a su disposición entendiendo que estamos hablando de trabajos que se han venido realizando, donde se ha ayudado a distintas instituciones, a prácticamente todos los medios para que las cosas se realicen", dijo.

El Gobernador también sugirió que se está haciendo un uso político del tema, refiriéndose a las intenciones de iniciar el proceso de juicio político por parte del cobismo.

"Creo que el juicio político es una figura en la que no se puede hacer un juego político. Sé muy bien lo que estoy haciendo por Mendoza y seguiré trabajando todos los días. Lo que me preocupa son los verdaderos enemigos que tenemos", concluyó el mandatario.

Comentá la nota