Jaque quiere llegar a marzo sin los conflictos latentes

Con los focos de atención puestos en la evolución de la situación de los productores de la provincia (hasta fines de marzo) y en los preparativos para las primeras discusiones salariales en la paritaria con los docentes (a fines de febrero), Celso Jaque permanecerá hoy en el sur de la provincia (ayer cayó nuevamente piedra en Alvear), mientras prepara su primera licencia como gobernador en la costa atlántica, desde el lunes que viene hasta los primeros días de febrero.
"Será un descanso con un celular prendido apuntando a Mendoza y otro a Buenos Aires", admite el propio Gobernador.

Distendido, Jaque confía en superar los inconvenientes que le plantea la temporada agrícola mendocina, y apuesta a una descompresión de los reclamos del agro luego de los anuncios nacionales y provinciales de ayer (ver páginas 4 y 5), de la entrega de ayuda y subsidios en los castigados departamentos de General Alvear, Rivadavia y Luján de Cuyo y del estricto seguimiento de la situación que le ha encomendado al ministro Guillermo Migliozzi hasta que se termine de cosechar la última fruta de la provincia.

También confía Jaque en llegar a marzo con el frente gremial de los estatales descomprimido, para lo cual ha encomendado a los ministros de Hacienda, Adrián Cerroni (que el lunes sale de licencia hasta fines de febrero) y de Gobierno, Mario Adaro (que el lunes retoma sus funciones) que se pongan a la cabeza de los preparativos para iniciar las negociaciones salariales con el SUTE, antes del 2 de marzo día del comienzo del ciclo lectivo.

También en este frente, el Gobernador buscó exhibir una voluntad de aporte desde el Estado, para lo cual destinó 9,4 millones de pesos para el pago -ya efectivizado por adelantado- del Sueldo Anual Complementario de 23 mil docentes y celadores remplazantes que habitualmente venían cobrando en febrero.

"Llegar descomprimidos a marzo" parece el objetivo de coyuntura inmediato del Gobierno provincial en una temporada veraniega que -como este año- suele acumular reclamos de productores, con preparativos de protestas de empleados estatales. En los dos frentes existen protagonistas más conformes y más disconformes.

En el frente agrario, el gobierno provincial apuesta a que en Mendoza no tenga mayor eco el reclamo que vienen preparando para marzo los estancieros de la Pampa Húmeda nucleados en la Mesa de Enlace.

En el frente estatal, el Gobierno pone sus fichas en un acuerdo con los docentes (SUTE) y con sectores de la Salud (ATSA, posiblemente Ampros) que le pueda quitar volumen en forma anticipada a la protesta que ya está organizando el frente de entidades gremiales (ATE, Judiciales, Sitea) para el tercer mes del año.

Consciente de que es mucho lo que está en juego en marzo (el mes de la Fiesta Nacional de la Vendimia y el comienzo de clases) Jaque reagrupará a la totalidad de su gabinete antes de mediados de febrero. Para entonces, es muy posible que no todos los actuales miembros participen del reagrupamiento, que otros reagrupen en distintos puestos y hasta que aparezcan nuevos reagrupados.

Comentá la nota