Jamaica: arrestan a secuestrador de avión canadiense y liberan a los rehenes

El asaltante de un avión de aerolínea canadiense con 182 pasajeros, que hacía una escala en Jamaica, fue arrestado por la policía, poniendo fin al intento de secuestro de la aeronave, informó a la prensa el ministro de información jamaiquino.
"La policía pudo capturar al pistolero sin que nadie resultara herido. Los seis miembros de la tripulación (que el asaltante mantenía como rehenes) ya salieron del avión, y el secuestrador está bajo custodia policial", dijo el ministro Daryl Vaz.

El episodio finalizó "de la mejor manera posible" indicó Vaz a la CBC, describiendo al secuestrador como a un joven jamaiquino de 20 años "perturbado" llamado Stephen Fray.

Antes de la irrupción violenta de la policía en el avión, Fray, residente de Montego Bay, había liberado a todos los pasajeros y a dos miembros de la tripulación de la nave de la aerolínea canadiense Can Jet, pero mantenía a seis tripulantes como rehenes.

El vuelo 918 de Canjet, que opera un Boeing 737 para la firma Transat Tours Canada, hacía una escala en el aeropuerto Montego Bay en el momento de ser asaltado a las 04H30 de este lunes. Su destino era Cuba.

El aparato llevaba a bordo a 182 personas en el momento del ataque, 174 pasajeros y ocho tripulantes.

"Definitivamente el joven padece de alguna perturbación mental", explicó Vaz.

Según el pasajero del avión Jamie Spear, una azafata logró hacer recapacitar al secuestrador lo que permitió la liberación de los pasajeros.

El joven habría exigido dinero y la azafata "pareció tener la habilidad de calmarlo y hacerlo razonar para que los deje ir si le dejaban el dinero", narró Cheryl Spear, madre de Jamie, a la prensa.

"Fue algo que funcionó y gracias a ello pudieron salir del avión", agregó.

Luego, tras el fracaso de la mediación de la familia del secuestrador, la policía de Jamaica y los militares decidieron irrumpir violentamente en la nave para rescatarla. No se brindaron detalles oficiales de la operación.

"Quiero destacar el profesionalismo y la valentía de nuestra tripulación que enfrentó un incidente muy serio, que hubiésemos deseado nunca ocurra en realidad", indicó a la prensa Ken Woodside, gerente general de CanJet.

Comentá la nota