Italiano armó la fiesta del gol

Italiano armó la fiesta del gol
Alexis Blanco, Britos de penal y Ramiro López marcaron para el local. Y Negri para los mendocinos.
Unos cantaban eufóricos desde la popular, otros le piropeaban a Oscar Blanco, el técnico que la temporada pasada los llevó a la Primera B Nacional, y a algunos hasta se los escuchó soñar con subir a Primera División de la mano de Gustavo Britos, la figura de la tarde. Igual, la mayoría de los hinchas de Italiano aplaudía de pie. Llenos de felicidad. Así se fueron del estadio Ciudad Evita. Y no es para menos: en un partido entretenido, con dos expulsiones y un penal, el local venció 3-1 a Independiente Rivadavia, sumó sus 3 primeros puntos en la categoría y con el toque corto como bandera terminó floreándose.

Si bien el final fue a puro trapo y cánticos, Italiano tuvo que transpirar bastante ante el complicado equipo de Quiroz. Es que Independiente, comandado por el habilidoso delantero Diego Caballero, no se dedicó a especular. Así, el trámite del juego fue golpe por golpe. Y el equipo local fue el primero en pegar: Alexis Blanco, el juvenil que llegó de Independiente de Avellaneda, convirtió tras una gran escalada de Gastón Schmidt por izquierda. Pese al gol, el equipo mendocino siguió con su idea y así consiguió el empate con un derechazo de Oscar Negri que se clavó cerca del palo derecho de Lanz. Pero apenas 3 minutos después, una mano ingenua en el area de Walter Ledesma le abrió nuevamente el camino al local. Penal y gol de Gustavo Britos para el 2-1.

En la segunda mitad, Independiente, que sufrió la expulsión de Garipe apenas comenzado el complemento, apostó a más delanteros. Y a los 25 Schmidt, de Italiano, recibió la roja tras una fuerte infracción. Así, el mediocampo fue zona de paso y sobraron las situaciones de riesgo. El nocaut llegó a los 42. Tras una apilada de Britos, López desató los festejos, las ilusiones y los aplausos.

Comentá la nota