Irrigación realiza una fuerte apuesta a la eficiencia en el sistema hídrico

Irrigación realiza una fuerte apuesta a la eficiencia en el sistema hídrico
A través del Plan Agua 2020, se emprenden acciones tendientes a priorizar el buen uso del recurso. Las mismas constituyen tanto obras como capacitaciones al sector educativo y la formación de personal.

El Departamento General de Irrigación, siguiendo los lineamientos del Plan Agua 2020, realiza tareas tendientes a incrementar la eficiencia en el sistema hídrico. De esta forma se emprenden no sólo obras en la red de distribución, sino también se capacita a docentes y personal vinculado con la administración del recurso hídrico con el objetivo de realizar un mejor manejo del agua.

Con respecto a las tareas de mantenimiento y modernización en la red hídrica, se realizaron a través del Plan de Obras 2013 mejoras en obras que llevaban años sin mantenimiento. Como parte de esa planificación, vinculada directamente con la eficiencia en la entrega del agua, se repararon integralmente 18 compuertas en los distintos ríos de la provincia.

En cuanto a la reparaciones en canales, trabajos donde se profundizó el mantenimiento de la red, se desarrollaron mejoras en 158 kilómetros de cauces. En tanto, la planificación vinculada con la eficiencia hídrica, implicó además 9.210 metros de revestimientos, los que mejoraron significativamente la eficiencia en la conducción.

“Tenemos una red de riego que es modelo en el mundo, con la cuál se condujo a través del desierto, el agua necesaria para hacer productiva esta tierra. Durante años sumamos destacadas obras, que ayudaron a mejorar la distribución, pero se postergó también el mantenimiento de la red. En nuestro Plan Agua 2020, impulsamos la planificación y concreción de obras priorizan la eficiencia hídrica, haciendo hincapié tanto la modernización como el mantenimiento del sistema de distribución del agua en Mendoza. Las obras previstas para el 2013, reflejan especialmente estos conceptos, con destacados trabajos sobre la red, a lo largo y ancho de toda la provincia”, precisó José Luis Álvarez, superintendente del Departamento General de Irrigación.

Educar en el uso eficiente del recurso

Desde la formación de conciencia ciudadana, también Irrigación trabaja en forma continua desde 2012, a través de Ciudadanía del Agua, trasladando a docentes y alumnos, los deberes que necesitamos asumir, para preservar nuestros recursos hídricos. A través del programa “Mes del Agua” de la institución, donde se dan entre otras capacitaciones, aprendizajes referidos a la eficiencia, se realizaron 17 encuentros en toda Mendoza se han capacitado más de 4.000 docentes mendocinos.

En tanto, a través de “Huerta Orgánica en una Escuela Saludable”, impulsado en conjunto con el Ministerio de Agroindustria, el INTA y la Dirección General de Escuelas, se enseñan prácticas saludables para el aprovechamiento del agua y la tierra. Allí son cerca de 200 los docentes de escuelas rurales los que recibieron la capacitación.

Otros 1.500 estudiantes de nivel secundario trabajaron durante un año a través del programa Ciudadanos del Agua, el mismo concluyó con la presentación, por parte de los alumnos, de un proyecto de ley vinculado con el cuidado de los recursos hídricos al Gobernador Francisco Pérez, quien lo elevó a la Legislatura para su correspondiente tratamiento. En este programa participaron 52 escuelas de nivel secundario de toda la provincia.

“Otro gran aspecto de nuestro Plan Agua 2020, es la educación. Quisimos a través de los jóvenes y sus docentes, concientizar a toda la comunidad mendocina, sobre la urgencia de un uso responsable de los recursos hídrico. Será en conjunto con los ámbitos educativos, que alcanzaremos importantes metas vinculadas al cuidado del agua en Mendoza. Que sean nuestros jóvenes los que se involucren y se asuman como ciudadanos comprometidos con su medio ambiente, es un ejemplo de cambio de conciencia”, concluía el superintendente General de Irrigación.

Capacitar para una mejor distribución

La profesionalización de los recursos humanos, es también un destacado componente, donde el conocimiento se vinculó entre distintas temáticas, a la eficiencia de los recursos hídricos. A través dela ECA (Escuela de Capacitación del Agua), se dispusieron cursos destinados tanto al propio plantel del DGI, como al público en general. En ese sentido la Tecnicatura en Gestión de los Recursos Hídricos, es una esperada oferta educativa, que dará una especialización a saberes cotidianos de muchos actores vinculados al agua y sumará nuevos especialistas. Aproximadamente 200 personas, ya cursan la tecnicatura entre San Rafael, Lavalle y San Carlos.

También se destaca la Diplomatura en Gestión de Negocios Agroalimentarios a Mendoza. La misma está destinada a productores, técnicos y profesionales vinculados al sector agroalimentario, con el objetivo de mejorar el acceso de a las oportunidades que se les presentan, a partir de procesos participativos que fortalezcan sus capacidades para la gestión de proyectos que agreguen valor y promuevan el desarrollo local.

En el trabajo interno de formación, la ECA desarrolla además de cursos y especializaciones, el dictado de nuevas y mejores herramientas técnicas para tomeros de toda la provincia, en materia de distribución. Hasta el momento, cerca de 200 tomeros, participan de estos talleres.

Otro gran acontecimiento, vinculado al intercambio de conocimientos en materia de recursos hídricos, fue el Encuentro Internacional de Agua, Productividad y Desarrollo Económico. Este congreso mundial, donde la eficiencia del agua fue una de las grandes temáticas, contó con la participación de más de 400 asistentes.

Coment� la nota