IOMA: médicos siguen en estado de alerta

Los médicos platenses seguirán, por ahora, "esperando" al IOMA. El compromiso de la obra social de cancelar parte de la deuda que mantiene con los profesionales puso paños fríos sobre una situación que amenazaba con estallar en un nuevo conflicto entre las partes, corte de cobertura mediante.
Durante un encuentro de consejo directivo que tuvo lugar anoche en la sede local de la Agremiación Médica Platense, la entidad resolvió seguir "en estado de alerta", pero sin adoptar medidas drásticas -se había barajado un corte de cuenta corriente-. "El pago del 50 por ciento de la deuda de agosto descomprime un poco la situación" admitió Claudio Cardoso, secretario de Amepla: "nuestra voluntad es como siempre la de dialogar y llegar a un consenso, por lo que vamos a insistir con el establecimiento de un cronograma de pagos".

Durante el fin de semana que pasó, varios prestadores sanitarios platenses -médicos, farmacéuticos, odontólogos y bioquímicos, entre otros- advirtieron que podían entrar en conflicto con el Instituto de Obra Médico Asistencial como consecuencia de un fuerte retraso en el pago de las facturaciones. Y en la misma línea se pronunciaron las empresas proveedoras de insumos nucleadas en la Federación de Mayoristas y Proveedores del Estado de la provincia de Buenos Aires (FEMAPE).

Tanto los dirigentes de la FEMAPE como los de Amepla coincidieron en afirmar que "según tenemos entendido, los atrasos se deben a que el IOMA no recibe los fondos necesarios por parte de la Provincia". Desde la mutual se señaló ayer que "ya fue depositado el monto correspondiente a la mitad de la facturación de agosto, que equivale el 90 por ciento de la cápita", en sintonía con la decisión de cancelar primero la deuda de los servicios del "primer nivel" -profesionales-, para seguir la próxima semana con el resto de los proveedores.

Comentá la nota