Inversores se deshacen del bono del canje para poder recomprarlo más barato

El título cayó ayer casi 5% en la bolsa. Dicen que los minoristas que tienen en su poder el PRE9 y PR12 por sus pagos mensuales no tienen incentivo para participar del canje
Las miradas de los inversores están puestas en los detalles que se conocerían hoy en torno al canje de deuda. Si bien esta primera operación no despierta demasiado interés en el mercado, será el primer test de Amado Boudou de cara a las restantes operaciones. Por lo pronto, el mercado de bonos anduvo errático. De hecho, el Bonar 14 (también conocido como Bocan) que se entregará por los PRE9 y PR12 cayó 4,70% en la Bolsa. La razón es tan simple como la ley de oferta y demanda. Como habrá más bonos de este tipo en circulación, aquellos que ya lo poseen salen a venderlo esperando recomprarlo a un precio más bajo. Ya no será un "bien escaso" el Bonar 2014 si Economía inunda la plaza con los siguientes canjes.

Lo concreto es que ayer todos los bonos argentinos arrancaron la rueda totalmente tomadores pero promediando la jornada se empezó a vislumbrar una corriente vendedora, principalmente en los títulos que ajustan por CER (los relacionados directa o indirectamente con el canje). El Discount en pesos, por caso, perdió 4%.

Un operador de un banco sostuvo que los bonos argentinos tienen para seguir ganando pero habrá que pasar "la toma de ganancias que se avecina en los mercado globales". "Los datos no son tan buenos y los activos subieron demasiado por mucho tiempo. Y este canje no es determinante para el mercado", decía.

Para Julio Bruni, director de Arpenta Sociedad de Bolsa, es razonable que haya caído el Bonar 2014 "dado que si el Estado va a ser un entrega importante por el efecto del canje va a haber una mayor oferta de estos títulos". La lógica del inversor es salirse de esa posición para volver a un precio más barato. "Hay que reconocer que los títulos en pesos subieron mucho por este tema del canje en las últimas semanas. Cuando se conozca con precisión cómo será la operación se va hacer una evaluación certera de lo que conviene", agrega Bruni.

Para el especialista, el pequeño tenedor de PR12 y PRE9 que tiene estos bonos lo hace para percibir un flujo mensual de ingresos. Por eso, es probable que prefiera mantenerlo y no ingrese al canje a pesar de que el título vaya a ser menos líquido. Por el contrario, el Bonar 2014 paga trimestral un monto interesante porque otorga el devengamiento de la tasa Libor. La cuestión es que el capital lo paga todo en 2014 (en la jerga se lo conoce como bullet) y eso le quita ingresos mensuales (y atractivo). Por esto, la elección del inversor va a depender del perfil.

Según un informe de TPCG, la parte corta de la curva en pesos está cara en relación a los bonos en dólares. El PRE9 y el PR12 están "flat" contra el Bonar V. Entre los de pesos, la consultora dice que el único que es "barato" es el Bogar 2018 (uno de los que no ingresarían al canje), porque no se acopló al rally de los mercados.

También dicen que el Boden 15 (aquel que se le entregó a Chávez en julio del 2008) tiene un precio atractivo incluso contra el Bonar VII (un título que poca liquidez). Para TPCG, todavía está caro el Discount en dólares ley Nueva York.

Comentá la nota