Los inversores del Barrio ratifican sus cuestionamientos a los funcionarios municipales

‘Dorrego Reserva Urbana’, titular del barrio privado que se construye en los terrenos de la ex Rhodia, evitó ayer hacer comentarios oficiales respecto al anuncio que realizara la Municipalidad de Quilmes.
No obstante, dijo que su postura está claramente expresada en la demanda penal iniciada contra el Secretario de Medio Ambiente, Claudio Olivares y Gabriela González, por "abuso de autoridad y violación a los deberes de funcionario público".

Los responsables del emprendimiento dicen en la demanda que el accionar de los funcionarios municipales está poniendo en juego una inversión ya iniciada de diez millones de pesos que abarca los ochenta lotes del predio ubicado en Mitre, Dorrego y Primera Junta.

En la demanda penal, los inversores cuestionan la decisión de los funcionarios comunales de rechazar el estudio de impacto ambiental; y los acusa de no tener ingerencia para exigirles la cesión de espacio público en el mismo lugar donde se erige el barrio privado. Aseguran que esta cuestión es un tema de la Dirección de Catastro y que no tiene que ver con el área de Medio Ambiente. Al mismo tiempo, reafirman que "así quedó planteado en un fallo del juez de Faltas Municipal, Carlos Fariña, el año pasado".

No obstante, anunciaron que evalúan distintas alternativas para la cesión del espacio público correspondiente. Una sería la cesión de tierras en Ezpeleta, mientras que la otra incluye la compra de un terreno lindero y la apertura de la calle Paz; aunque siempre remarcan que no es facultad de la Secretaría de Medio Ambiente resolver esta cuestión y consideran haber cumplido con todos los estudios solicitados por esa área, para obtener la autorización.

Comentá la nota