Intima la Municipalidad a empresas de micros

Por carta documento advirtió a las empresas que sufrirán "fuertes sanciones" si cortan las frecuencias nocturnas. El Concejo Deliberante repudió la actitud de las concesionarias a la que calificó de "arbitraria y unilateral".
Los concejales respaldaron ayer la postura asumida por el Departamento Ejecutivo ante la amenaza de las empresas de micros de la ciudad de suspender el servicio nocturno a partir de este domingo y le expresaron su apoyo al secretario de Gobierno, Ariel Ciano, quien ratificó su decisión de implementar "fuertes sanciones" en el caso de que la medida se haga efectiva.

El funcionario concurrió en horas del mediodía a una reunión con la comisión de Transporte y Tránsito del Concejo Deliberante, donde explicó cuál es el posición del gobierno municipal ante la advertencia de las compañías de que dejarán de prestar el servicio entre las 21 y las 5, por tiempo indeterminado a partir de este domingo.

"Esperamos que ésta haya sido sólo una manifestación unilateral y que no llegue a ser aplicada", sostuvo Ciano ante los concejales. El secretario comentó que la gestión del intendente Gustavo Pulti aspira a resolver la controversia en las próximas horas "a través del diálogo" pero sostuvo que ya se analizó qué medidas se adoptarían en el caso de que efectivamente, los micros dejaran de circular durante la noche.

"Hemos revisado los contratos para saber de qué manera actuar", comentó. Y precisó que algunas cláusulas le otorgan a la Municipalidad la facultad de aplicar fuertes sanciones. Entre ellas, figuran la posibilidad de implementar una multa equivalente a 80 mil boletos planos, incautar los colectivos o bien, retirar las concesiones (ver aparte). Incluso hizo saber que ya se está trabajando en el diseño de un esquema de transporte de emergencia, al que se recurriría en el caso de que los colectivos de línea dejaran de circular. La postura de Ciano fue bien recibida por los concejales, quienes ayer mismo aprobaron un proyecto de comunicación respaldando la actuación del Departamento Ejecutivo. Además le dieron curso a una resolución mediante la que expresaron su "repudio" a la actitud de las empresas, a la que calificaron de "arbitraria y unilateral".

Durante la reunión con el secretario de Gobierno, los ediles se interesaron por conocer cuáles serían -desde la perspectiva del Ejecutivo- los verdaderos motivos por los que las compañías hicieron pública su intención de reducir sus servicios, alegando una caída de su actividad a causa de la propagación de la gripe A en la ciudad.

Al respecto Ciano aseguró que este anuncio fue "sorpresivo" e "inexplicable" para el gobierno ya que "se venía dialogando normalmente" con el sector. Lo cierto fue que durante la reunión de ayer, tanto el secretario como los concejales desestimaron que las razones de las empresas para impulsar una medida de este tenor tengan que ver con los efectos de la gripe, más allá de que se reconoce que existe una merma en la cantidad de pasajeros por este motivo.

Más bien, el anuncio fue vinculado con una demanda de mayor rentabilidad por parte de los empresarios, quienes vienen sosteniendo que la actividad les está resultando deficitaria. Concretamente las compañías cuestionan la vigencia de los pases para discapacitados, estudiantes y docentes y temen por la continuidad de los subsidios que hasta ahora les otorgó el gobierno nacional.

De hecho por este último tema el intendente Gustavo Pulti había mantenido esta semana una reunión con sus pares de Rosario, Santa Fe y Córdoba, con quienes acordó realizar gestiones conjuntas para lograr que el transporte del interior reciba el mismo caudal de subsidios que las empresas de Capital Federal y el Gran Buenos Aires.

Por esa razón y a partir de este dato, para el propio Ejecutivo municipal la actitud de los empresarios marplatenses resultó sorpresiva.

¿Presión por la tarifa?

La presidenta de la Comisión de Transporte, Verónica Horquebié, advirtió ayer que "históricamente" el transporte local "plantea situaciones como la que estamos viviendo hoy" para, finalmente, forzar un aumento en el valor del boleto.

Pero recordó que este año el intendente Pulti ya concedió una suba, con la condición de que no habrá una nueva modificación de la tarifa por lo que resta de 2009.

Durante la reunión de ayer Ciano también hizo saber que las empresas de micros hicieron una presentación ante el Ministerio de Trabajo para iniciar un procedimiento de crisis que -en el caso de ser otorgado- les permitiría aplicar suspensiones de personal u otras medidas en materia salarial.

Este último dato disparó a su vez el rechazo del gremio de los choferes, la UTA, que ayer también se manifestó en contra de la actitud de las empresas (ver página 6).

Carta documento

A primera hora de ayer la Municipalidad envió una carta documento a la Asociación de Empresarios de Transporte Automotor (Ametap) donde informa sobre las consecuencias que puede acarrear a las empresas prestatarias el cumplimiento de la suspensión del servicio desde las 21 hasta las 5 de la mañana, anunciado a partir del domingo.

En caso de que cumplan con esa medida "se aplicarán con el máximo rigor que corresponda las acciones y penalidades establecidas en el pliego de bases y condiciones y los respectivos contratos de concesión que prevén multas de hasta 80 mil boletos planos, caducidad y extinción culpable del contrato de concesión", advirtió la comuna en la carta documento.

Repudio a la decisión empresaria

Tras la reunión de ayer al mediodía con el secretario de Gobierno Ariel Ciano los concejales de las comisiones de Transporte y de Calidad de Vida aunaron criterios para generar un proyecto de rechazo a las medidas adoptadas por los empresarios de micros, que empezarían a aplicarse a partir de las 21 de mañana.

"Los concejales integrantes de ambas comisiones concluyeron la reunión con la presentación de un expediente por el cual manifiestan el repudio a la medida adoptada por Ametap, y respaldan al Departamento Ejecutivo en todas las medidas que crea necesarias para garantizar la prestación del servicio del transporte urbano de pasajeros en horario nocturno", expresaron en un comunicado.

Desde distintos bloques surgieron voces contrarias a la decisión de las empresas. "El mensaje desde el Concejo debe ser de apoyo al Ejecutivo si aplica sanciones por el no cumplimiento del servicio", dijo por caso el edil Diego Garciarena, de la Concertación.

En tanto Maximiliano Abad, de la UCR, expresó que "este cuerpo se manifestó hegemónicamente en contra de esta postura de los empresarios". Y pidió que "el Ejecutivo Municipal aplique las sanciones correspondientes a los empresarios del transporte, si continúan con esta decisión, y que tome las medidas necesarias para garantizar la prestación del servicio".

Comentá la nota