Intentan frenar la crisis en los frigoríficos

El gobernador Sergio Urribarri firmará hoy un convenio con representantes de la Cámara de Industrias Frigoríficas de Entre Ríos (Caifer).
El gobernador Sergio Urribarri firmará hoy un convenio con representantes de la Cámara de Industrias Frigoríficas de Entre Ríos (Caifer) por el cual estas empresas se comprometerán a mantener las fuentes de trabajo y asegurar el nivel de empleo y ocupación. En tanto, a través del Fondo de Inversiones de Entre Ríos (Finver), la provincia instrumentará una línea crediticia para que las firmas amplíen el capital de trabajo.

El acuerdo, según se adelantó, forma parte de las acciones que está poniendo en marcha el gobierno para conservar las fuentes laborales ante este adverso escenario financiero internacional. Por ello, se establecen mutuas obligaciones para asegurar el nivel de empleo y ocupación en esas empresas.

En ese marco, la provincia se compromete a implementar por intermedio del Fondo de Inversiones de Entre Ríos (Finver) una línea de crédito para las empresas integrantes de la Cámara de Industrias Frigoríficas de Entre Ríos destinada a incorporar o ampliar capital de trabajo con un plazo de gracia de un año.

Además, se continuarán las gestiones que inició el primer mandatario con el ministro de Trabajo de la Nación, Carlos Tomada, para la obtención de un subsidio por cada trabajador de las empresas integrantes de la Cámara, en el marco de un plan que el gobierno nacional está implementando para evitar despidos y suspensiones.

Crisis cárnica

Los trabajadores del frigorífico Agnus recibieron el viernes pasado un comunicado de la firma aduciendo que no podría hacer frente al pago de la quincena por lo tanto quedaba sujeto al subsidio que diera la Nación.

Los trabajadores se encuentran en estado de asamblea permanente y evaluando los próximos pasos. Hay incertidumbre respecto al pago de la quincena adeudada, puesto que la empresa “mandó una nota a los trabajadores a través del delegado interno de planta diciendo que no contaba con los fondos para hacer frente, por lo tanto estábamos sujetos al subsidio que diera la Nación”, explicó un dirigente. En la audiencia de conciliación que las partes mantuvieron en la Dirección Provincial del Trabajo se acordó el reinicio de las actividades y la realización de los trámites para percibir una ayuda de la Nación.

Comentá la nota