Los intendentes, sin recursos para adherir a la suba del 15%

Los intendentes, sin recursos para adherir a la suba del 15%
Los jefes comunales de Fiambalá, Belén y Fray Mamerto Esquiú descartan otorgar, por ahora, el aumento.
Aunque ya hubo algunos intendentes que anticiparon que adherirán al aumento del 15% que pagará la provincia con el sueldo de enero, el grueso de los jefes comunales está analizando los números de la coparticipación y, hasta ahora, no les cierran.

EL ANCASTI consultó a varios intendentes si podrían adherir al incremento que otorgó la Provincia y la respuesta fue, palabras más palabras menos, coincidente: "estamos estudiándolo", "vamos a ver si mejora la coparticipación más adelante", "en estas condiciones, no podemos", y así.

Los empleados de la comuna de Fiambalá no recibirán el aumento, salvo que las gestiones del intendente Amado David Quintar ante el mismo Gobernador den frutos y consiga asistencia para hacerlo. Así lo hizo saber Quintar, uno de los intendentes más críticos con los parámetros de reparto de la ley de coparticipación municipal, a la que llama 'la ley maldita'.

Quintar señaló que tiene comprometidos un 75% de sus ingresos coparticipables en pago de sueldos por lo que afirmó: "Con los recursos que hoy tenemos, bajo ningún punto de vista nos alcanza, no podemos dar ningún tipo de aumento, por más que algunos nos quieran enseñar a administrar", dijo en un tiro por elevación a la intendenta de Icaño y presidenta de la comisión de coparticipación, Olga Santillán, que había instado a los intendentes a realizar ajustes y administrar mejor sus comunas para poder hacer frente al aumento.

Tras descartar toda posibilidad de adherir al aumento con fondos propios, Quintar confió: "Creo que no nos va dar la espalda el Gobernador. Él ha sido un gobernador municipalista, tuvo sus períodos de intendente, tengo mucha fe que nos va a ayudar".

Por ahora, tampoco la comuna de Belén, al mando del intendente Daniel Ríos adherirá al aumento que otorgó la Provincia. Ríos dijo a EL ANCASTI que en el actual escenario financiero, "es imposible" para la comuna otorgar un 15% más de aumento.

"Queremos pagar primero el doble salario, la escolaridad y recién después veremos en función de cómo evolucione la recaudación", manifestó pateando la decisión para más adelante. Es que, descartada la asistencia desde el Fondo de Emergencia Municipal para este aumento, Ríos sabe que debería afrontar el aumento a partir de un ajuste profundo de los gastos comunales, algo difícil de alcanzar.

Para la comuna de Fray Mamerto Esquiú los números tampoco cierran. Pese a la ingeniería financiera realizada por los técnicos de Hacienda buscando simular el costo de un 15% más para los empleados públicos -en las mismas condiciones que lo hace la Provincia: en negro más una suma fija- por ahora, el intendente Humberto Valdez decidió no embarcarse en ese nuevo gasto. "Hicimos la escala de modo tentativo y nos arroja que necesitamos entre 80 y 85 mil pesos para otorgar el aumento, en las mismas condiciones que la provincia", informó el jefe comunal de FME para después descartar un aumento en el corto plazo. "Primero vamos a ponernos a cero con otras deudas, como pago a proveedores, sueldos adeudados a funcionarios y recién vamos a definir si otorgamos el aumento". En ese sentido, puso las esperanzas en la mejora de la coparticipación municipal que, tras meses de caída como enero y febrero, suele repuntar entre abril y mayo.

Del otro lado, Icaño y Santa Rosa ya anticiparon que pagarán el 15% más a sus empleados desde enero.

REUNIÓN

El intendente de la Capital, Ricardo Guzmán, recibirá mañana a los representantes del SOEM para iniciar las conversaciones en relación con la adhesión de la comuna a la mejora salarial del 15%. Desde el gremio aseguran que al municipio le alcanza para otorgarlo.

Comentá la nota