Intendentes radicales desafían a Saiz y piden la candidatura.

Intendentes radicales desafían a Saiz y piden la candidatura.
Seis jefes comunales rechazan la postulación de Castañón. "Como está planteada la cosa, es una estafa", dijo Iribarren.

VIEDMA (AV).- Los intendentes de varias comunas radicales insistieron ayer en el reclamo de internas partidarias para dirimir el candidato a diputado nacional.

Estos jefes comunales reniegan de la figura que encierra el ex legislador Hugo Castañón, quien busca hacer prevalecer el acuerdo sellado el año pasado con el gobernador, Miguel Saiz, y garantizar así su postulación.

En este contexto, los intendentes emplearon ayer dos conceptos muy peronistas para zanjar las diferencias: ser orgánicos para ajustarse a los preceptos de la UCR nacional, pero dejando de lado todo tipo de verticalismo. Es decir, que decidan los afiliados.

El reclamo quedó formalizado dentro de un grupo liderado por Nelson Iribarren de Sierra Grande, Juan Neyra de Coronel Belisle y Leonardo Ballester de Ingeniero Huergo. Están avalados además Hugo Funes de Chimpay, Oscar Romera de El Bolsón y Daniel Contín de General Conesa.

En conjunto, evaluaron que el mejor representante para ganar las elecciones legislativas nacionales de octubre próximo puede ser un intendente o bien un postulante mucho más representativo que el antepuesto por el gobernador Saiz.

"Así como está planteada la cosa, es una estafa", sostuvo Iribarren durante una conferencia de prensa concretada en la sede de la Federación de Mutuales de Río Negro (Femur).

Los intendentes radicales creen que la inserción de Castañón puede ser "un buen condicionamiento político para que Bariloche gane, pero eso no va con nosotros".

En esta compulsa, cuentan con un fuerte argumento. "Nosotros -apuntaron- no queremos un diputado al que no podés encontrar nunca, sino una figura de pueblo, que el común de la gente lo pueda encontrar a la vuelta de la esquina y expresarle una preocupación, porque además cuentan con un gran consenso".

La apuesta va más allá de esta cuestión coyuntural. Las heridas del último plenario partidario desarrollado en Río Colorado, pareciera que no se han cerrado. Ahora, le apuntaron al poco dinamismo con que cuenta el Foro de Intendentes Radicales. Ballester, Neyra e Iribarren; expresaron sus quejas respecto de que llevan más de cuatro meses sin definiciones en el tratamiento de problemáticas comunes.

Este organismo "no nos contiene", según su óptica; frente a la ausencia de discusión sobre una grave realidad social que viven las pequeñas poblaciones frente a lo que consideran escasas respuestas del gobierno provincial en relación a la salud, educación y seguridad.

Comentá la nota