Los intendentes del interior piden más plata para obras

"Celosos" por los aportes que el Gobierno de Schiaretti hace a la Municipalidad de Córdoba, reclaman que se duplique el fondo permanente que administra la Mesa Provincia–Municipios.

El gobernador Juan Schiaretti decidió, desde que arrancó su gestión, jugar fuerte en la ciudad de Córdoba: así, además de prometer obras extraordinarias en la Capital, sale en ayuda del intendente Daniel Giacomino cada vez que éste no puede pagar los sueldos. La relación entre ambos es mirada con desconfianza por los caciques del interior provincial, quienes, en un "ataque de celos", le pedirán al mandatario que duplique el fondo permanente para obras. La gota que rebalsó el vaso fue el anuncio de Schiaretti de financiar los desagües en la capital provincial, trabajos que demandarían 120 millones de pesos.

Actualmente, la Mesa Provincia-Municipios administra el fondo permanente para obras, conformado por 60 millones de pesos anuales, cifra que se reparte entre todos los intendentes del interior. Pero éstos quieren que la Provincia aporte en 2010 unos 50 millones de pesos extra. "Si se inyecta esa suma al fondo permanente, se permitiría que cada municipio aumente considerablemente el monto que puede disponer para créditos", explicó Daniel Salibi (UCR), intendente de Mendiolaza.

Por ejemplo, el municipio de una localidad de 10 mil habitantes está habilitado a solicitar un préstamo para obras por 90 mil pesos, cifra que debe devolver en cuotas fijas sin intereses. Si el reclamo llegase a buen puerto, el monto del crédito treparía a los 180 mil pesos, una cifra nada despreciable en épocas de vacas flacas.

Desde el PJ también avalaron la petición. "La idea es que para este año el fondo permanente se duplique", confirmó el jefe comunal de La Falda, Marcos Sestopal. "Durante los festejos por el Bicentenario, todos los intendentes queremos hacer alguna obra importante", dijo Sestopal, justificando la postura.

Radicales y peronistas defienden al unísono al fondo permanente para obras. "Cuando hay crisis y falta crédito, es la única forma de hacer algunas obras que los pueblos necesitan", argumentó Salibi, sosteniendo, además, que la administración de esos dineros "es absolutamente transparente y alejada de cualquier especulación política".

A su turno, Sestopal admitió que se hicieron gestiones ante la Nación para que sea ésta la que haga el aporte. El trámite se canalizó a través de la Federación Argentina de Municipios, aunque hasta ahora no hubo respuesta. "El pedido a la Nación es sólo una ilusión, porque el verdadero motor del fondo permanente es la Provincia", esgrimió el jefe comunal de La Falda.

Por ahora, no se sabe si el incremento anhelado por los intendentes tendrá el OK del gobernador Juan Schiaretti.

Comentá la nota