Intendentes hicieron catarsis

Fue ante el gobernador Scioli durante un encuentro que mantuvieron en Junín. Varios jefes comunales se quejaron por la coparticipación y la crisis que aqueja a sus comunas. Acordaron trabajar conjuntamente para encontrar soluciones a la crisis que se vive en la Provincia.
Se había postergado el encuentro, el paro del campo hizo que Daniel Scioli, gobernador de la Provincia de Buenos Aires, no pueda asistir a la cita programada para la semana pasada.

Finalmente, ayer Junín fue testigo de ese encuentro, donde los intendentes le transmitieron al Scioli temas trascendentales como la coparticipación, el déficit provincial y el conflicto con los recolectores de residuos.

El gobernador y algunos de sus ministros se reunieron con un grupo de 13 intendentes del Acuerdo Cívico y Social para conversar esos temas particulares y emprender políticas conjuntas a futuro. Una especie de catarsis inundó el aire juninense.

En diálogo con Hoy, el intendente de Azul, Omar Duclós, calificó al encuentro como "una buena reunión de trabajo". "Pasamos revista a una agenda amplia de temas y el primero en la lista fue el financiamiento de los municipios", dijo.

Se sabe que los problemas económicos golpean duro a toda la Provincia y, en ese sentido, los municipios no están exentos. Varios fueron los intendentes que pusieron énfasis en la coparticipación, algo que desde la gobernación tomaron con pinzas, pero aseguraron que la recaudación va a mejorar y así podrán repartir el dinero.

Durante las últimas semanas se habló mucho sobre la irrupción de bonos o patacones ante las aguda crisis que vive la Provincia. Dentro de la reunión el fantasma del déficit recorrió el salón y los jefes comunales le manifestaron esa preocupación al mandatario bonaerense Scioli y sus ministros negaron rotundamente que se vaya a emplear bonos, como hizo la administración de Carlos Ruckauf en 2001.

Según pudo saber Hoy, en el encuentro el gobernador y su comitiva escucharon las preocupaciones de los intendentes y anunciaron que darán continuidad a los planes de obras públicas que desarrolla la Provincia.

Duclós le dijo a este diario que se acordó "hacer un trabajo conjunto ante los municipios que están en riesgo". En ese marco, el jefe comunal expresó que "la Provincia se propuso colaborar" para solucionar los temas que aquejan.

A su vez, el gobernador manifestó su conocimiento sobre el malestar de algunos sectores por la salida del antiguo ministro de Asuntos Agrarios, Emilio Monzó, y anunció que desde la gobernación se iba a trabajar para llegar a un acuerdo con el sector agropecuario. Incluso destacó que pronto puede haber un anuncio importante desde la Casa Rosada en torno a la libertad de exportaciones.

La agenda de trabajo incluyó, además, el abordaje de las obras a realizarse de cara a los festejos del Bicentenario, la seguridad ciudadana y las gestiones de cada uno de los distritos.

El encuentro se desarrolló por la mañana en el Club Sarmiento y estuvieron presentes, además de Mario Meoni -intendente local-, los jefes comunales de Ramallo, San Pedro, Bolívar, Carlos Casares, 9 de Julio, Saladillo, 25 de Mayo, Pergamino, Hipólito Yrigoyen, Rivadavia, Azul y San Antonio de Areco.

"Siempre encontramos en el gobernador y sus ministros la mejor predisposición. No hemos dejado de tener las puertas abiertas en la Provincia y es algo que siempre remarco. Situaciones que a veces nos suceden con la Nación no la hemos tenido nunca con la Provincia", remarcó Meoni, uno de los principales referentes del vicepresidente Julio Cobos en la Provincia.

"Creo que es muy afecto el gobernador a salir al interior bonaerense y tomar este contacto con los intendentes municipales, que somos cable a tierra de la sociedad", manifestó el jefe comunal de Saladillo, Carlos Gorosito, a una radio provincial.

Hoy el mandatario provincial tendrá una nueva reunión de trabajo con los intendentes de Navarro, Brandsen; Chascomús, Punta Indio, Castelli, General Guido, Maipú, Monte y Dolores. Esta vez, el encuentro se llevará a cabo en la Casa de Gobierno provincial en nuestra ciudad.

Un paso importante ha dado el gobernador en cuanto a la política provincial. Su situación es complicada, el matrimonio presidencial lo acorrala con los fondos que le brinda Nación

-algo que en una Provincia en crisis es muy necesario- y su figura política está siendo golpeada por estas situaciones.

El campo ya lo tiene entre ceja y ceja, y la marcha hacia La Plata aún no está definida, pero si se llega a concretar seguramente será un dolor de cabeza para un gobernador que -más allá de las catarsis- está acorralado en varios frentes.

Comentá la nota