Los intendentes analizan otro tarifazo

Los intendentes analizan otro tarifazo
Los caciques bonaerenses buscan una salida a la crisis financiera de sus distritos. Ya le advirtieron a Scioli que necesitan más fondos para sueldos.
Los llamados se intensificaron durante el último fin de semana. Ninguno quiere ser el primero en dar la mala nueva. Pero ya trascendió de boca de algunos funcionarios: los municipios bonaerenses estudian aumentos de hasta un 30% en las tasas a partir de enero del año que viene.

Después del escándalo por el reajuste impulsado por Daniel Scioli en la provincia, que los medios calificaron como "tarifazo", están tratando de mantenerlo en secreto y de que, durante la aprobación de los nuevos presupuestos, pase desapercibido.

Lo cierto es que los responsables de finanzas de las comunas ya advirtieron a los intendentes que, si no se retocan las tasas, no se podrán pagar los salarios. Durante el fin de semana se intensificaron las reuniones entre los secretarios de Hacienda, por un lado, y las conversaciones telefónicas entre los jefes comunales, por el otro.

La situación es crítica, ya que expertos advierten que sólo el 5% de los municipios tienen "signos positivos" en sus economías. El rojo fiscal se acentúa en el conurbano bonaerense, donde se combinan grandes poblaciones con necesidades básicas insatisfechas que requieren de una mayor atención del Estado en acción social, salud, educación pública, etcétera, con una muy baja cobrabilidad de impuestos.

La semana pasada, el intendente de Magdalena, Fernando Carballo, al terminar una reunión de 50 jefes comunales con el gobernador Daniel Scioli, pidió a sus colegas "sincerar el abordaje de la problemática de las tasas municipales". Todos asintieron.

Los intendentes de la tercera sección, que concentra a 19 distritos del sur del conurbano, se reunirán esta semana para acordar una postura común al respecto.

El intendente de Berazategui Juan José Mussi admitió a Crítica de la Argentina las dificultades económicas. "Registramos problemas para pagar insumos y cancelar los salarios con el personal. Tenemos que definir algún esquema. Quizá el repunte económico provoca más recaudación provincial y más coparticipación a los distritos", señaló.

Humberto Zúccaro, de Pilar, planea "una reforma tributaria" que le permita incrementar el presupuesto del año próximo de 215 a 230 millones. Dice que el aumento se concentrará en los sectores de mayor poder adquisitivo. Algo parecido a lo que plantea su colega de Presidente Perón, Aníbal Regueiro: "Cualquier aumento hay que hacerlo con responsabilidad, y apuntando más a los grandes contribuyentes".

En el municipio de La Plata, ya circula el proyecto de presupuesto municipal para 2010, que prevé un retoque en los tributos de entre un 10 y un 30 por ciento. Mientras que en Zárate, donde gobierna el socialista Osvaldo Cáffaro, fueron los más explícitos: "Si siguen estas tarifas y no se produce una modificación, es lógico que no se puedan asumir los costos de los servicios con lo que en realidad hoy están las tasas. Tenemos que hacer un aumento prontamente de las tasas para que coincidan con la realidad de lo que vale el servicio", enfatizó.

Cristina volvió al conurbano

"En medio de la crisis global, nosotros seguimos construyendo viviendas", dijo la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en Malvinas Argentinas, donde participó de la inauguración de 230 casas.

Cristina contrapuso esa afirmación con lo que sucede en Estados Unidos: "A raíz de la crisis provocada por la burbuja inmobiliaria, se van a ejecutar más de tres millones de hipotecas". También supervisó el estado de las obras que se están llevando a cabo en el hospital de pediatría local.

Comentá la nota