No hay intención de devolver la OSP a los gremios.

Desde el Ministerio de Salud Pública se aclaró que las cuentas de la obra social están equilibradas y totalmente saneadas. Reconocieron que no se analiza devolver la entidad a sus antiguos dueños, que son los gremios. Los prestadores no quieren cambios.
La Obra Social Provincia, entidad que concentra a la mayoría de los empleados públicos integrantes de los tres poderes y organismos descentralizados, seguirá intervenida por el gobierno de la provincia. Así quedó demostrado a la hora de consultar si existe o no la voluntad de devolver esa entidad a sus antiguos dueños, que hoy serían los gremios que nuclean a los trabajadores que se desempeñan en el Estado.

"Nadie nos ha planteado al tema. La última vez que yo escuché algo como eso fue en la época de la Alianza, cuando Alfredo Avelín dijo que se la quería devolver a sus antiguos dueños. Pero la verdad es que en mi opinión hay una dualidad. Probablemente los gremios querían manejar la OSP, digo probablemente porque no es la mayoría. Pero a su vez los prestadores no quieren que el Estado deje de manejar la OSP porque venimos cumpliendo en tiempo y forma con ellos", aclaró Oscar Balverdi, ministro de Salud de la provincia.

Lo cierto es que la intervención ha superado ampliamente la década y el Estado debió intervenir en su momento, por las problemáticas y dudosas administraciones que antecedieron a la intervención. Administraciones que estaban compuestas por un directorio con representantes de los gremios estatales.

Recién el descalabro económico financiero de la entidad se ha venido a normalizar en estos últimos año. Los prestadores están cobrando en un plazo no mayor a los 60 días, cuando antes pasaban un mínimo de seis meses para poder cobrar las prestaciones realizadas.

Pero la Provincia en estos últimos años debió hacer un esfuerzo financiero que hasta el momento no desaparece. Un par de años atrás, por ley el Gobierno decidió aportar un 2,5%, además del 3% que aportan los afiliados mensualmente. Ese flujo de fondos permitió sanear las cuentas y encaminarlas hacia el equilibrio. Actualmente ese aporte extra que realiza el Gobierno no ha desaparecido, pero disminuyó. Hoy por sobre el 3% que aportan los afiliados, la Provincia está colaborando con un 1% más.

Esa medida se mantendrá hasta que el ansiado equilibrio financiero se alcance.

Comentá la nota