La integración inmobiliaria como parte del crecimiento

Empresarios de ambos países intercambiarán experiencias y la posibilidad de hacer negocios en el sector inmobiliario. Todos acordaron que es parte de la integración económica de los pueblos.
Ayer en el Gran Hotel Provincial se dio una señal de verdadera integración entre sectores económicos y productivos de San Juan y Chile en lo que se ha dado en llamar la Segunda Misión Binacional de Constructores Inmobiliarios. Todos los presentes acordaron que la acción apunta a lograr una concreta integración entre los pueblos y que el conocerse más posibilita la mejor realización de negocios.

En la apertura del encuentro estuvieron el ministro de la Producción y Desarrollo Económico Raúl Benítez, el presidente de la Comisión de Infraestructura del Consejo Regional de Coquimbo, Pablo Muñoz y representantes de las cámaras de la construcción de las provincias de San Juan y de la IV Región. Lo cierto es que ayer y hoy los empresarios del sector podrán intercambiar experiencias y producir opciones de negocios conjuntas entre ambos países.

Al ser consultado sobre el tema, el ingeniero Vicente Mulet de la Cámara de la Construcción e Inmobiliaria de San Juan dijo que "la integración en el tema inmobiliario es algo de lo que no se habla mucho". El empresario reconoció que es algo nuevo y tendrá un importante proceso de desarrollo. Por su parte el ministro Benítez explicó que "se tienen que analizar las ventajas que da el mercado inmobiliario en Chile para nuestros constructores y ver cuales son las posibilidades de que vengan emprendimientos chilenos de cualquier tipo a la provincia". Para ello explicó que San Juan ofrece al inversor de cualquier lugar la posibilidad de acceder a financiamiento a través de la línea 400 del Banco Nación con una tasa subsidiada del 8 por ciento, si este hace algún tipo de alianza con un empresario de la provincia.

Por su parte, Pablo Muñoz tomó en consideración que en 1984 tuvo lugar la firma del Tratado de Paz y Amistad con la conciliación de Juan Pablo II, y 25 años después se logró la firma el este acuerdo de integración y colaboración de Maipú, por "lo que creo que estamos ante algo grande", dijo el funcionario chileno, quien remarcó además que "la integración se tiene que dar como algo natural entre los dos pueblos". Agregó que "la integración inmobiliaria es parte de la integración económica. Yo le tengo mucha fe a este sector con el paso de Aguas Negras", finalizó el chileno.

Comentá la nota