La institucionalidad se defiende con más democracia

“Creo que el adelantamiento de las elecciones para junio es un paso importante para la racionalización y la búsqueda de consensos en el país, frente a un escenario internacional que está mostrando sólo los primeros coletazos de una crisis económica que necesariamente afecta a nuestro país y que debemos estar preparados para enfrentar.
Esto, con un proceso electoral extendido prácticamente a todo el año sin dudas afectaría el desarrollo de cualquier política, porque el eje del debate político ronda sobre lo electoral y no sobre los problemas que la realidad nos impone. En este marco es necesario consolidar la gobernabilidad y que el Gobierno nacional gobierne en un marco de menor convulsión política”; definió el legislador. Sobre las características de la ley presentada ante el Congreso Nacional por la Presidenta de la Nación acotó; “todavía no escuché, ni leí ningún tipo de declaración en contra desde el punto de vista de la legalidad de la propuesta presentada, simplemente porque es el ejercicio pleno de la iniciativa política del Gobierno y porque principalmente se está actuando dentro del marco de la ley y de la Constitución Nacional, por eso las voces que se oponen necesariamente los hacen desde la perspectiva de la componenda política de la oposición, porque cuando Macri adelantó las elecciones en Capital Federal o Binner lo hizo en Santa Fe , ni De Narváez, ni ningún partido opositor se puso en contra, sino que incluso aplaudieron la medida, como el caso de Elisa Carrió, porque ello le plantea un mapa político que hipotéticamente le conviene, entonces si el debate de la calidad institucional, ni se nombra”. “También vemos con preocupación y porque no con una gran decepción, la postura del Vicepresidente que ya mostró su franco rol opositor al Gobierno nacional, sin tener en cuenta su posición institucional y haciendo primar su rol de supuesto candidato a algo; que creó él mismo no sabe que es. Esta situación es inaudita en cualquier régimen democrático y si atenta contra la institucionalidad y contra el normal desarrollo de un proceso político, con una irresponsabilidad que asusta”; definió el diputado del FPVS, acerca del rol que tiene en este marco el vicepresidente Julio Cobos. El legislador puntualizo también que “hay que advertir una realidad que es muy fácil ver; hay sectores políticos del país que ya iniciaron la campaña electoral hace tiempo, se han paseado por cuanta expresión opositora se pueda. Fijémonos en lo que hace el grupo empresario político que integran Macri y De Narváez, con el auspicio de Duhalde y su enviado Felipe Solá. Este consultor agropecuario, que fue Secretario de Agricultura de Menem, gobernador de Buenos Aires, bajo el ala de Néstor Kirchner y Diputado Nacional con el apoyo de todo el Frente para la Victoria bonaerense, hoy ni siquiera respeta el mandato constitucional que le dieron quienes lo votaron que vence en el 2011, o sea traicionó a quienes lo impulsaron y también a la gente; hoy pretende ser candidato nuevamente, y encima en la coalición que integra no lo quieren habilitar como candidato, tal vez porque tienen desconfianza que también a ellos los traicione. Pero la verdad siempre la tiene el pueblo en las urnas, y me gustaría escuchar las propuestas de estos personajes de la nueva derecha argentina, porque pregunto ¿alguien sabe qué propuesta tienen, Solá, Macri, De Narváez o Duhalde para que la crisis que está viviendo el mundo no le toque a los más humildes de nuestro país?.

Comentá la nota