La OMS insta a mantener vigilancia de influenza A

A su vez, señaló que la enfermedad se podría tornar más grave a medida que el invierno se aproxime al hemisferio norte
El mundo debe permanecer en guardia contra la influenza H1N1, que ha sido una enfermedad suave hasta ahora, pero que podría empeorar a medida que el hemisferio norte se acerca al invierno, dijo la jefe de la Organización Mundial de Salud (OMS), Margaret Chan, de visita en Tanzania.

La mujer destacó que la mayoría de las personas infectadas con el virus de la llamada influenza porcina habían sufrido síntomas leves, pero recordó que el mal afectaba mucho más severamente a ciertos grupos como embarazadas y personas con condiciones médicas subyacentes.

"Previendo las semanas y los meses que vienen, especialmente para países en el hemisferio norte, que entrarán al invierno, necesitamos mantener nuestra vigilancia y ver cómo evolucionará la enfermedad", dijo Chan a periodistas.

La agencia de Naciones Unidas, con sede en Ginebra, declaró a la influenza A H1N1 una pandemia global en junio. Hasta ahora se ha propagado a casi 180 países. En su más reciente actualización, la semana pasada, la OMS dijo que las muertes confirmadas por estudios de laboratorios por cepas de influenza totalizaron al menos 1.462, mientras que al menos 177.000 personas han se han contagiado, pero la cifra real probablemente es mucho más alta.

Comentá la nota