Los inspectores controlan las deudas con un celular.

La Municipalidad de Junín continúa realizando operativos sorpresas de fiscalización del cumplimiento de la Tasa de Inspección de Seguridad e Higiene en comercios de la ciudad.
Ayer por la mañana los inspectores municipales llevaron adelante una relevamiento sobre Rivadavia, desde Jean Jaures hasta calle Niñas de Ayohuma.

En esta amplia zona comercial de la ciudad se encuentran registrado ante la Municipalidad de Junín alrededor de 80 comercios, que fueron relevados de la misma forma que aquellos no tienen habilitación o la misma se encuentra en trámite.

El objetivo de estos operativos es controlar el cumplimiento de las obligaciones fiscales y legales, de la misma forma que ya se hicieron en la zona comprendida por Roque Sáenz Peña y Rivadavia, desde calle Winter a calle Lebensohn y sobre Benito de Miguel desde Belgrano hasta la Ruta Nacional Nº 7.

Alta tecnología

Los inspectores municipales cuentan con tecnología muy avanzada para realizar estos controles. Desde un teléfono celular pueden ingresar a la base de dato municipal y allí obtener la información que requieran del comercio en el que se encuentran.

Esta tecnología desarrollada íntegramente por el área de desarrollo informático municipal a pedido del área de economía e ingresos públicos resulta muy eficiente y eficaz y además es de muy bajo costo, ya que sólo se requiere el uso de un teléfono celular común.

Este sistema también se destaca sencillez para su uso y por la velocidad de búsqueda de la información requerida. Además, cuenta con un sistema de seguridad muy eficaz para el resguardo de la información.

Controles

El operativo consistió principalmente en el control de la existencia de deuda por los inspectores municipales, quienes ingresando a la página de la Municipalidad desde un celular constataban la deuda existente; y en el caso que el contribuyente registrara deuda, se le entregaba una oblea de color roja con la inscripción " Contribuyente con deuda", caso contrario una color verde con la inscripción "Contribuyente sin deuda", las cuales debían ser colocadas en el local.

Asimismo se efectuó un control del cumplimiento de deberes formales de la tasa de Seguridad e Higiene como la vigencia de la habilitación comercial, la existencia de botiquín, de matafuegos, de libreta sanitaria, condiciones adecuadas de seguridad e higiene del local, etc.

Continuidad

Luego de esta fiscalización en el lugar se continuará con un seguimiento exhaustivo a los contribuyentes que en ese momento registraron deuda, mediante la emisión de intimaciones y llamados telefónicos realizados por la Oficina de Telegestión, con los correspondientes reclamos judiciales si la situación así lo indica, una vez agotadas las instancias anteriores. Durante el transcurso del año se continuará con este tipo de operativos, en distintos sectores comerciales de la ciudad, aplicando similar metodología de trabajo.

Desde la Secretaría de Economía Municipal indicaron que “vamos a seguir con estos operativos sorpresas porque dan muy bueno resultados, ya llevamos dos años realizando relevamientos de estas características y los resultados son mayoritariamente positivos”.

Comentá la nota