Inspección en las plantas de acopio

El subsecretario de Trabajo de la Provincia de Buenos Aires, Gastón Guarracino, se mostró satisfecho por las condiciones que presentaban las plantas de acopio de cereal que fueron verificadas en la víspera, a los efectos de darle continuidad al convenio de capacitación sobre seguridad e higiene en el ámbito laboral y seguridad medioambiental.
El mencionado acuerdo había sido firmado hacia fines del año pasado por la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, la Federación de Centros de Acopiadores de Cereales y Coninagro, por la parte empresarial, mientras que por el sector gremial lo hicieron la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (Uatre) y la Unión Recibidores de Granos de la República Argentina (Urgara).

Posteriormente, se dictaron las respectivas jornadas de capacitación en la sede del Centro de Acopiadores de Cereales Zona Puerto Quequén y en el Hotel Médano Blanco.

“Quedamos muy conformes con el resultado de este trabajo de campo, porque se observó que se cumplen determinadas condiciones en la realidad granaria y eso es positivo”, dijo el viceministro de la cartera laboral de la Provincia de Buenos Aires.

Explicó que ayer se realizó una recorrida por la planta de Evasio Marmetto ubicada en el kilómetro 8,5 de la ruta 86, elogiando el sistema que dispone el establecimiento en caso de incendio, para subrayar que se trata de un dispositivo que no fue visto en otro lugar del territorio provincial.

Otra de las inspecciones se concretó en la planta de la empresa Proagro de Quequén, donde se comprobó que se cumplía con lo determinado por las normas medioambientales, de plagas, etc.

Comentá la nota