Inspección General reforzó los controles por Semana Santa

Saldrán a la calle más de 100 agentes. Los operativos especiales apuntan a aspectos tales como la nocturnidad, la alcoholemia, el tránsito y los ruidos molestos. Se realizarán en forma conjunta con Minoridad y la Policía.

Controlar que la intensa actividad que implicará para la ciudad la celebración de la Semana Santa se realice "sin salirse de los cauces normales" es el objetivo de un operativo que la Subsecretaría de Control de la Municipalidad de General Pueyrredon puso en marcha ayer en la ciudad.

Así lo explicó a LA CAPITAL el titular de dicha área, José María Lopetegui, quien precisó que desde ayer y hasta el domingo salen a la calle más de 100 inspectores, que en muchos casos actúan en forma conjunta con agentes del área de Minoridad y con el apoyo de la Policía Bonaerense.

Según precisó el funcionario, entre los aspectos en los que el equipo de control están poniendo el acento figuran la alcoholemia, el respeto por las capacidades máximas de los locales nocturnos, los ruidos molestos y otros usos indebidos de la vía pública y la ausencia de menores en lugares prohibidos por la normativa vigente.

"Tenemos una actividad muy intensa prácticamente las 24 horas, pero el esfuerzo se justifica en tanto logremos garantizar la tranquilidad tanto de los marplatenses como de quienes nos visiten", afirmó Lopetegui.

Entre dichos operativos figuran el control de la nocturnidad en las calles Alem e Yrigoyen, la avenida Constitución y el microcentro, sectores donde se vigilará "estrictamente" el cumplimiento de las ordenanzas que impiden exceder la capacidad máxima de los locales y prohíben la presencia de menores.

"Nuestra obligación es hacer cumplir las ordenanzas vigentes" recalcó el funcionario, quien salió al cruce de algunos cuestionamientos al recordar que "las capacidades máximas no las establece la Municipalidad sino Bomberos".

Por otra parte Lopetegui puntualizó que los operativos de alcoholemia se realizarán durante las madrugadas en distintos puntos de la ciudad y destacó su eficiencia al recordar que "afortunadamente durante esta temporada no hemos tenido accidentes graves producto del alcohol".

En lo que hace al tránsito, precisó que "se realizarán los controles habituales en toda la ciudad y algunos especiales para acompañar las procesiones religiosas como el Vía Crucis que tendrá lugar mañana (por hoy)".

Más adelante también explicó que "estamos siendo muy estrictos para evitar el uso indebido del espacio público que algunos realizan en la zona céntrica y la Rambla, principalmente con espectáculos callejeros.

En este contexto, el funcionario puntualizó que la mayoría de los operativos se realizan en forma conjunta con el área de Minoridad y con el apoyo de la Policía de la provincia de Buenos Aires.

Recursos de amparo

En cuanto a los cuestionamientos que durante los últimos días realizaron vecinos de Playa Grande por la inmediata reapertura de locales que previamente habían sido clausurados por la Municipalidad, Lopetegui deslindó responsabilidades y recordó que "no somos nosotros los que les permitimos volver a abrir sino la Justicia".

"Es sistemático: cada vez que nosotros clausuramos algún local los propietarios van a la Justicia y obtienen un recurso de amparo" se quejó el funcionario quien sin embargo aclaró que "nosotros seguiremos insistiendo con nuestra política porque estamos convencidos de que la Municipalidad tiene el derecho de clausurar e incluso dar de baja a las habilitaciones".

Asimismo Lopetegui descartó que el sistemático apoyo judicial a los amparistas se deba a un error -de procedimiento o de fondo- del Municipio. "Nosotros estamos convencidos de que cuando clausuramos es porque tenemos motivos y base suficiente -afirmó-. No podemos impedir que la Justicia opine lo contrario".

Comentá la nota