Insólita decisión judicial: prohíben a tres chicas usar Internet y el celular

Tenían blogs y fotologs de contenido violento. La sanción es por un año.
Tres adolescentes que cursan la escuela secundaria en Posadas, Misiones, deberán mantenerse alejadas de Internet y no usar el teléfono celular por un año, tras una feroz pelea que protagonizaron hace tres semanas cerca de la avenida costanera de la capital de Misiones. Además, deberán concurrir a un gabinete psicológico. La medida tutelar fue dictada por la jueza Correccional y de Menores Marcela Leiva, que comprometió a los padres para el cumplimiento.

En su resolución, la magistrada les advirtió que habrá un permanente seguimiento del rendimiento escolar y se mantendrá un control sobre los blogs, fotologs y cuentas de Facebook de las adolescentes, para ver si cumplen con la restricción impuesta.

La investigación judicial se disparó hace dos semanas, cuando los padres de una de las menores se presentaron ante Leiva y radicaron una denuncia por la agresión, que fue filmada con un celular.

Las imágenes aparecieron luego publicadas en la página YouTube y fueron presentadas como prueba de la golpiza, y en definitiva facilitó la identificación de las protagonistas. Ahora los investigadores están tras los pasos de un estudiante que las incentivaba a golpearse y que al parecer es el que realizó el video.

Las tres chicas que aparecen en la filmación tienen entre 16 y 17 años, concurren a diferentes colegios y pertenecen a familias de "clase media trabajadora", dijeron desde la Justicia.

Cuando fueron citadas al Juzgado en compañía de sus padres, ninguna de las tres estudiantes pudo explicar el motivo por el cual se trenzaron a golpes. Todas coincidieron en que no se conocían previamente y que el desafío de pelear surgió en forma espontánea. En el video se ven golpes de puño, tirones de pelo, patadas y revolcadas sobre el asfalto sin que nadie intentara separarlas.

Las chicas lloraron durante las audiencias y una de ellas, desesperada, le dijo a la jueza Leiva que prefería ir a la cárcel diez años antes que quedarse sin usar Internet. "Ahí están todos mis amigos" fue la explicación que esgrimió entre sollozos.

Desde la Justicia explicaron que "esto ocurre por la falta de límites. En este caso estamos ante la presencia de padres que trabajan muchas horas al día para sostener la economía familiar. Una madre dijo que realizaba tareas de limpieza en seis casas distintas. Pero más allá de las horas que están fuera de sus casas, todos asumieron el compromiso de acompañar a sus hijos en el cumplimiento de la medida tutelar" que les aplicó la jueza Leiva.

La magistrada admitió que "los padres no saben cómo ponerle límites a los chicos ni controlan sus horarios y actividades, y eso lleva a que ocurran hechos como éste. La idea es mantener la restricción hasta que aprendan a usar en forma razonable esas herramientas", en referencia al celular e Internet.

Para conocer un poco más el mundo de las violentas estudiantes, los investigadores judiciales comenzaron a bucear en blogs, fotologs y en cuentas de Facebook de las protagonistas y allí encontraron mensajes violentos que podrían desencadenar nuevas peleas.

Una de las jóvenes ya había protagonizado el mes pasado una pelea en una plaza céntrica de Posadas y en esa oportunidad hasta llegó a sacar una sevillana para impedir que otras personas intervinieran.

A mediados de este año, la Policía tuvo que reforzar la vigilancia en las paradas de colectivos e inmediaciones de los colegios debido a los enfrentamientos a golpes que se habían producido entre los menores.

Comentá la nota