Insfrán inauguro anoche la novena escuela en lo que va del ciclo lectivo

El gobernador Gildo Insfrán inauguró anoche en Siete Palmas la novena escuela desde que se iniciara el ciclo lectivo 2009, esta vez con refacción y ampliaciones en la unidad número 46 "Fernando Roberto Bejarano"- cuya hija Nélida estuvo presente en la ceremonia- que implica la disponibilidad de poco más de 1.400 metros cuadrados de superficie ejecutados por la empresa Siglo XXI.
"La educación es una cuestión de estado porque es el motor de esta revolución en paz que promueve este modelo formoseño", afirmó al hablar en el acto el ministro de Gobierno, Justicia y Trabajo, doctor Jorge Abel González, nieto de otro docente pionero en la zona noreste del territorio, don Elías Fernando Carrizo.

"La responsabilidad de la educación es de todos", enfatizó el funcionario al explicar que "cada niño que concurra a la escuela, cada joven que va a un colegio y los que dejen de hacerlo son hijos de alguien y ese alguien somos nosotros, somos todos, somos la comunidad organizada ".

Manifestó que la misión del sistema educativo se orienta a la formación y preparación de los hombres y mujeres para la provincia que ya está aquí y ahora, haciendo efectivo el hecho educativo, aplicando técnicas y arte para conciliar la propuesta pedagógica en términos de planeamiento y de gestión con la intervención en esa realidad social donde actúa transformando las realidades locales comprometida con el perfil estratégico del proyecto político formoseño.

Manifestó su deseo de que en las refaccionadas aulas se siga formando al hombre nuevo formoseño, el hombre bueno y solidario, amante de la paz y de la justicia invitando de ese modo a formar a los patriotas que necesitan hoy Formosa y la Argentina para continuar trabajando por siempre por la felicidad del pueblo y la grandeza de la Nación.

El mandatario- quien fue declarado huésped de honor por el presidente de la comisión de fomento ,doctor Héctor Blanco- estuvo acompañado por el vicegobernador Floro Bogado; el presidente y vicepresidente de la Legislatura, Armando Cabrera y Daniel Colcombet; el intendente municipal de Formosa, Fernando De Vido; ministros del PEP; diputados nacionales y provinciales y concejales comunales.

Tras llegar, Insfrán cortó las cintas tradicionales acompañado por los ministros de Educación, Olga Comello y de Planificación, Jorge Ibáñez y luego descubrió una placa recordatoria de la jornada.

Norma Edith Heredia y Ana Argüello, directora del establecimiento y representante de los padres de los 240 alumnos del establecimiento fueron las primeras oradoras quienes resaltaron el papel fundamental de la educación en el crecimiento de un pueblo y al mismo tiempo evocaron la trayectoria de quien fuese director de la escuela que ahora lleva su nombre, el docente correntino Fernando Bejarano quien fue el padre, además de Nélida, de Mario- uno de los referentes del folclore en Formosa- y Roberto, ambos ya fallecidos.

Heredia, calificó de "majestuosa" la obra de esta escuela que comenzó a funcionar en el año 1922 con 25 alumnos en una precaria vivienda de carandaí, situada a la margen derecha del riacho El Porteño, estando al frente justamente don Fernando Roberto Bejarano, "nombre que con orgullo lleva nuestra institución".

Le reconoció al mandatario tener "los ojos siempre puestos en el progreso del pueblo, y no en vano, conforme a la voluntad popular expresada en las elecciones, reafirma la única convicción de su persona: La construcción de la nueva provincia, en cuya acción tesonera cimienta a Formosa, haciéndola brillar entre las demás provincias del país".

Fruto de un plan

También habló el doctor Blanco dijo que la presencia de Insfrán adquiría relevancia institucional para su comunidad y ponderó la modernidad de la infraestructura habilitada así como del equipamiento moderno de la que fue dotada.

Señaló que esto no es fruto de la casualidad sino fruto de una planificación responsable de un gobierno que tiene un modelo que promueve la igualdad de condiciones en todo el territorio.

Considera que las realizaciones en el campo educativo ponen de manifiesto el compromiso de Insfrán con la educación a la que ha calificado como una cuestión de estado así como también las innumerables ejecutadas en todo el territorio, señalando que se trata de un verdadero orgullo para los formoseños porque ha sido motivo de reconocimiento por quienes llegan desde otros puntos del interés.

Blanco dijo que hay sectarios que no advierten el carácter humanista y cristiano del gobernador y la Presidenta y que la actual circunstancia encuentra en Insfran el ejemplo y el esfuerzo y trabajo incansables para afrontar las derivaciones de la crisis global que está afectando la ocupación en los principales países del mundo.

"Esta es una obra de amor y nos comprometemos a cuidarla para conservarla bien con el paso de los años porque para contra con esta sobras nuestro gobernador realizo ingentes esfuerzos para conseguirla y es una responsabilidad y obligación nuestra cuidarla y conservarla", expresó.

Pensamiento y sentir

El ministro González aludió a los perfiles de la política educativa que han sido concebidos para afirmar la identidad cultural de los formoseños a partir de los mandamientos del modelo provincial recreado por el actual gobernador.

"Es que este modelo expresa el pensamiento y el sentir de un pueblo y fue interpretado por un hombre que profundamente consustanciado con su gente , porque es uno de nosotros, supo descifrar las claves y transformar sus aspiraciones y anhelos por muchos años postergados en acciones concretas y obras tangibles pero imbuídas d eun profundo contenido espiritual en el marco de un proyecto provincial simple, popular, humanista y cristiano legitimado una y otra vez por el voto popular", esclareció.

"Fue ese hombre-amplió- quien nos dio un motivo, nos dio una causa y cuando nos dijo que no perdiéramos la fe ni la esperanza era porque había un proyecto de vida y de inclusión y que debíamos estar orgullosos de ser formoseños".

Subrayó el ministro que ese orgullo de ser "es la bandera que se enarbola todos los días en las escuelas a través de los contenidos de la enseñanza que deben estar llenos de sentido de nuestra realidad y orientados a fortalecer el desarrollo del proyecto provincial ya que de otro modo que sentido tiene las obras que realizamos sino es la persona humana, principio y fin de nuestro accionar político".

A partir de esa meta, González siguió interrogando acerca del sentido que tendrían sino el desarrollo humano las rutas que se están asfaltando, las redes de energía que se están tendiendo, el plan de manejo de los recursos hídricos que se viene desarrollando, el fortalecimiento del sistema de salud ,las inversiones en materia productiva y en edificios escolares.

Preparar a los formoseños

Al aludir al desafío que plantea en la actualidad el sistema educativo , el ministro elucidó en el sentido de que" se trata de preparar a los formoseños para la provincia que ya está aquí y ahora haciendo efectivo el hecho educativo , aplicando técnicas y arte para conciliar la propuesta pedagógica en términos de planeamiento y de gestión con la intervención en esa realidad social donde actúa transformando las realidades locales comprometida con el perfil estratégico de nuestro proyecto político".Entiende que " es allí en donde debe buscarse el punto de contacto que vincula a la educación, la producción y el trabajo.

Justificó de ese modo el fuerte impulso brindado a la ruralidad de los distintos niveles de la enseñanza para transformar las estructuras tradicionales y poner su acento en aprendizajes significativos frente a los cambios generados en la realidad socio-productiva local en la Formosa de hoy.

"El objetivo allí es lograr el autoabastecimiento, sustento donde se asienta también la soberanía alimentaría de la Nación", acotó.

Educación técnica

Jorge Abel González destacó, asimismo, la importancia de la educación técnica y sobre todo de las escuelas aerotécnicas desplegadas en todo el territorio en el mismo lugar donde el productor agropecuario ofrece el fruto de sus esfuerzos.

Dijo que es importante la inversión que se viene realizando en maquinarias e implementos agrícolas para todos esos establecimientos.

"Esta paciente tarea de vinculación especial de la educación con el perfil agropecuario y agroindustrial lleva a una insistente reconversión de los institutos superiores para ajustar la labor académica al mundo de la producción y el desafío está en convertir a estas unidades educativas en verdaderas usinas generadoras de conocimiento aplicado y al fomento de las pequeñas y medianas empresas en su área de influencia", reveló.

El doctor González consignó luego que este sistema integral e integrado de educación que debe articular sus acciones concretas con los CEDEVA tiene su punto culminante en el Instituto Universitario de Formosa, ámbito de formación, investigación y generación de conocimientos científicos tanto en los aspectos de la producción cuanto en los ambientales al considerarse el cuidado del ambiente como un elemento esencial en la sustentabilidad del proyecto provincial.

Comentá la nota