Insfrán anticipó trabajar fuerte para ir resolviendo los problemas eléctricos y brindar un servicio mejor

La trascendencia que implica haber sido elegida para este proyecto
Al hacer referencia al hecho histórico de que Formosa ha sido elegida para la construcción de la primera central nuclear basada en un proyecto netamente argentino, el gobernador Gildo Insfrán manifestó, con inocultable optimismo, que con el paso de los años podrimos convertirnos en un estado exportar de energía eléctrica generada localmente, aunque en lo inmediato su compromiso fue el de trabajar para ir resolviendo los problemas en el servicio.

Aludía, obviamente, a la trascendencia que implica haber sido elegida para este proyecto sobre el cual conversará con funcionarios de la Comisión Nacional de Energía Atómica que llegarán a esta ciudad esta semana que viene para ir avanzando en torno al desarrollo concreto de un trabajo que va a ser arduo pero factible de lograr, que es la

Justamente anoche y tras el acto donde convirtió en propietarios a medio millar de familias formoseñas al entregarles los títulos de sus viviendas en el creado barrio Itatí, el mandatario aludió a la puesta en marcha del proyecto CAREM anunciado recientemente por el ministro Julio De Vido

"Además de lo que significará en cuanto a la generación de energía, también implicará un avance tecnológico, por lo que los formoseños tenemos que prepararnos para otros fines como en temas vinculados a la salud, con lo cual disponer recursos humanos será importante", significó para hacer notar que en los países centrales, sobre todo en la Unión Europea, la mayor generación está dada por la energía atómica.

Ante este ambicioso proyecto es que se le pregunto a Insfrán ante la posibilidad de que a futuro no solo podremos autoabastecernos de energía sino un escenario a futuro promisorio de exportar, respondiendo: "No hay que olvidar que el problema del mundo es la energía, por ello dentro del plan estratégico 2015 tenemos proyectado una planta de ciclo combinado en Laguna Yema para la generación de 350 megavatios con la provisión a través del Gasoducto del Norte. Por eso con lo anunciado ahora del proyecto CAREM, se refuerza todas las posibilidades".

Sostuvo que "toda la generación que pudiéramos hacer fortalece nuestro sistema interno pero también permite de que podamos "exportar" energía que podamos generar en Formosa".

Trabajo e inversiones

Sobre la decisión adoptada al disponer la intervención sobre la distribuidora eléctrica Edefor, señaló Insfrán que "era un tema sobre el cual veníamos trabajando hace mucho tiempo, llegando a hacer todos los trámites legales posibles para evitar después males mayores a la provincia en la toma de una decisión equivocada".

"Les pido paciencia a la gente, estamos comprometidos en desarrollar un plan de trabajo e inversiones, es así, no hay secretos en esto, haremos las cuestiones que requieren soluciones inmediatas y también las de mediano y largo plazo", enfatizó el gobernador.

Marcó que "consideramos este como un servicio esencial, por lo tanto el estado interviene ahora y se trabajará, aunque lo central es que los formoseños tengan un servicio como corresponde", al tiempo de confirmar que "se conversó con el gremio tanto a nivel local como nacional a quienes se les trasmitió tranquilidad en torno a que se mantendrán las fuentes laborales. "Y bueno, si la empresa funciona, también podemos escuchar peticiones del sector laboral", añadió.

Aclaró que "hacemos anuncios pero después hay que ejecutarlos, por eso trabajamos permanentemente. Somos fieles alumnos del general Perón, quién decía que la obra de arte no está en la concepción de un plan sino en su ejecución".

En este marco es que anticipó que es muy probable que antes de fin de año se esté llamando a licitación para la ejecución de la obra en 132 Kv. entre Estanislao del Campo a Las Lomitas, y la que irá desde Clorinda a El Espinillo-

La nueva Formosa

El gobernador se refirió, asimismo a otros aspectos del ambicioso programa habitacional para anunciar que en el barrio Nueva Formosa, en las proximidades del aeropuerto internacional Formosa, se están construyendo 3200 viviendas en el contexto de un programa concebido por un total de 6500 en total, interpretando que se trata de una cifra importante como para seguir respondiendo a las expectativas y demandas familiares.

Se mostró gratificado porque casi 500 familias formoseñas resuelven el problema habitacional y aunque reconoce que quedan otras por atender, se seguirá trabajando para poder llegar lo más rápido posible a resolver su situación a quienes aun aguardan acceder a sus casas propias

Hizo notar que las políticas en este campo tienen la particularidad de que no solamente se entregan las casas, sino que también se acompaña ese acto con los títulos de propiedad.

Aprovechó la ocasión para marco para pedirles a los que ya han accedido a una vivienda del IPV que abonen sus cuotas, porque en la medida que lo hagan serán solidarios para ir resolviendo la situación de la gen te que aun no tiene casa propia.

Comentá la nota