Inoportuno: SEP va al paro y espera sumar a docentes

• Los empleados públicos, liderados por José Pihen, exigen retomar ahora las negociaciones salariales. Ante lo que consideran falta de respuesta oficial el gremio ya anunció un paro con movilización para el viernes 14.
• Los docentes, que el viernes podrían definir sumarse a la medida de fuerza, también pretenden ajustar los salarios. El gobierno argumenta que los últimos acuerdos firmados estarán vigentes durante todo el año 2009.

• La Provincia, que desde 2003 logró superávit fiscal en todos los ejercicios, está preocupada por el perfil bajista que viene exhibiendo la coparticipación federal de impuestos desde enero pasado.

El Sindicato de Empleados Públicos decidió ayer convocar a un paro general para el 14 de agosto, además de movilizaciones de cuerpos orgánicos durante mañana y el viernes, mientras que la Unión de Educadores de la Provincia de Córdoba (UEPC) definirá este viernes si acompañarán en la medida de fuerza a los agentes de la administración central.

Consultado Juan Monserrat, de UEPC, expresó: «El viernes decidiremos si marchamos el mismo día u otro», y aclaró que «de cualquier manera los docentes teníamos previsto un paro para el mes de agosto». Acotó que con el SEP, ya hubo una movilización conjunta, por la que no habría trabas para hacer un paro el mismo día.

La adhesión de otros sindicatos de estatales será tratada el próximo lunes en un plenario, aunque ayer el titular de la Unión del Personal Superior (UPS), Domingo Ovando, ratificó que a pesar de que hay coincidencias en las demandas con los otros gremios, "no abandonaremos la vía del diálogo", razón por la que se descuenta que los jerárquicos no se plegarán a la medida.

Desde el gobierno provincial tanto el gobernador Juan Schiaretti, como el secretario General de la Gobernación, Ricardo Sosa, ratificaron que no hay plata para nuevos aumentos en la administración pública provincial, y estiraron los plazos para una posible negociación sobre este tema para dentro de tres meses, es decir casi para fin de año.

«Nadie ignora cómo afecta el aumento del precio de los servicios, nadie duda que hay que revisar la pauta salarial», dijo el titular del SEP, José Pihen, ayer al confirmar la medida de fuerza para la semana próxima.

Sin embargo, los reclamos de aumentos salariales de mitad de año ya comenzaron con un mal precedente, cuando el titular del Sindicato Unión Obreros y Empleados Municipales (Suoem), Rubén Daniele, debió retirar el pedido de un nuevo incremento del 10% ante la realidad que la Municipalidad no disponía de partidas para enfrentar los incrementos, y ante la intransigencia del intendente Daniel Giacomino.

La semana pasada, Pihen remitió una carta a Schiaretti en la que le solicitó la reapertura de la Mesa de Discusión Salarial, al considerar que existe un atraso de alrededor del 30 por ciento en los sueldos respecto del incremento de los alimentos, a lo que el gobernador respondió que no hay fondos para dar un aumento de sueldo a estatales, más allá del acordado a comienzos de año. "No se puede firmar un acuerdo por todo el año y a los dos meses decir que ahora falta, no es así como funcionan las cosas», criticó el mandatario.

Según los números que aportó la Provincia, el aumento acumulado otorgado por la actual gestión entre 2008 y la fecha es de 44,2 por ciento, mientras que la inflación medida por BAC (ex Indec) alcanzó en el mismo período 30,7 por ciento, con lo que se habría otorgado incrementos en un 12,8 por ciento por arriba de la inflación.

Ante esta negativa, el SEP realizó el viernes pasado una movilización de cuerpos orgánicos hasta la sede del Ministerio de Finanzas, y determinó para antes del paro del 14 una serie de medidas entre el miércoles y el viernes que consistirán en actos de protesta "a determinar" por la Comisión Directiva del SEP.

Asimismo, el lunes próximo habrá un plenario de gremios estatales con posterior conferencia de prensa en la que se informará si el resto de los sindicatos estatales adherirán a la medida.

Comentá la nota