Inminente fractura del bloque de la Coalición Cívica

Sus pares le pedirían a Roberto Freccero que abandone el bloque oficialista, ante la negativa del edil en aprobar la compensación de partidas presupuestarias.

La postura asumida por el concejal de la Coalición Cívica, Roberto Freccero, quien no acompañó la compensación automática de las partidas presupuestarias del Ejercicio 2010 al tratarse en la sesión del lunes el Presupuesto municipal, llevó a que integrantes del bloque integrado por esa fuerza y Unión Cívica Radical analicen pedirle el alejamiento ante el comportamiento asumido, aún cuando sólo quede una reunión de prórroga, prevista para el 7 de diciembre, dado que tres días más tarde se renueva el cuerpo.

Por ese tema y otras actitudes que habría tenido el contador, afirman que presionando más de una vez con no acompañar iniciativas del Ejecutivo, los ediles oficialistas mantuvieron una reunión ayer cerca del mediodía y otra a las 20.

Evaluaron el comportamiento de Freccero durante las últimas sesiones, donde no acompañó muchos de los proyectos presentados por el Departamento Ejecutivo e incluso voto negativamente ordenanzas propuestas por sus compañeros de bloque. Y también manifestaron su malestar por su ida del recinto a las 3 de la madrugada, cuando la sesión continuó hasta las 5.

Algunos advierten que la conducta estaría enmarcada en la pretensión de Freccero de presidir el deliberativo después del 10 de diciembre, pero no contaría con el aval de esa bancada, aún antes de este nuevo voto negativo. La futura intendente, María Victoria Borrego, le habría indicado que apoyaría su intención -incluso Mariano Grau la respetaba si lograba respaldo de sus compañeros- si conseguía avales oficialistas, algo que no ocurrió, porque los concejales de la Coalición y la UCR apoyarían la reelección de Mario Núñez.

Inquieto por el planteo de Borrego, Freccero buscó durante la semana pasada acordar con algunos componentes de su bloque, pero no encontró respuesta por los constantes desplantes que sufrió el bloque ante conductas particulares asumidas por el edil, que motivaron reacciones de toda índole por parte de sus compañeros de bancada.

Borrego habría advertido al resto de los concejales oficialistas que Freccero acompañaría la compensación automática de partidas. No sucedió así, quedando en evidencia además del quiebre del bloque de la CC, una fractura entre Freccero y Borrego, dado que la futura mandataria habría ratificado que el contador apoyaría el expediente como se envió desde el Ejecutivo.

El comportamiento de Freccero alimenta aún más una relación auspiciosa con un sector de la oposición (Unión Pro), espacio donde encontraría consenso para presidir el Concejo Deliberante, aunque esos votos no le alcanzarían para ser el ti

Comentá la nota