Un informe de la Secretaría de Minería revela que Agua Rica si contaminará

Consecuencias. El estudio de impacto ambiental del organismo nacional advierte que existen posibilidades de filtración de metales a los cursos de agua, lo que afectaría gravemente a la fauna ictícola del río Dulce.
Luego de meses de incertidumbre la Secretaría de Minería de la Nación, publicó en su página de Internet un informe de daños ambientales que podrían producirse con la instalación de Agua Rica.

Las consecuencias posibles para el medio ambiente son preocupantes. “Los impactos directos son aquellos que se hallan asociados a las actividades de explotación del yacimiento. Estos afectarán aproximadamente 19 km² de la vegetación natural, provocando la pérdida localizada de habitats y consecuente mortalidad de individuos”, señala parte del informe

La fauna se verá afectada principalmente por la actividad antrópica asociada a la puesta en marcha del proyecto, destacándose lo siguiente: “La actividad diaria del personal en el yacimiento, provocará la emigración de aves y grandes mamíferos hacia áreas circundantes. La pérdida de hábitats produciría un mayor impacto en las especies de menor tamaño poblacional, las más selectivas de hábitat y las de menor capacidad de dispersión como es la microfauna asociada al suelo, roedores y reptiles, que habitan en refugios subterráneos y/o que se ven imposibilitadas de emigrar”.

El estudio de impacto explica que hay grandes posibilidades que la planta de tratamiento se instale en Tucumán, por lo que los efluentes industriales serían volcados en cursos de agua que afectarán a la Cuenca Salí-Dulce y al embalse Río Hondo. “Los impactos indirectos, cuya persistencia en el tiempo excede la de los impactos directos son, por lo tanto, los que adquieren mayor relevancia. Un impacto de este tipo, asociado a la explotación minera, es el probable afloramiento de aguas con altas concentraciones de elementos tales como zinc, hierro, Cobre, Cadmio, entre otros”, se consigna.

“La presencia de estos elementos -continúa el estudio- puede resultar extremadamente tóxica para los organismos acuáticos, aunque relativamente inocua para los animales superiores o; por el contrario, éstos podrían potenciar su toxicidad hacia los niveles tróficos más altos, afectando inclusive al hombre”.

En cuanto a las consecuencias de la contaminación hídrica el informe revela importantes datos. “La alteración de los recursos hídricos constituye un riesgo para los humedales en la medida en que éstos son ambientes de alta diversidad. Su alteración produciría la desaparición de un número considerable de especies que se hallan restringidas en su distribución o por sus hábitos de vida a estos ambientes. Los peces verían comprometida su permanencia en el ecosistema debido a que su ciclo de vida está enteramente ligado al medio acuático. Los anfibios –describe- serían alterados en su ciclo reproductivo y desarrollo larval, íntimamente ligados al medio acuático. Cuando esto ocurre en animales con ciclos de vida cortos, como en este caso, puede producirse la extinción de toda la población del lugar”.

“En las aves, el impacto sería considerable, sobre todo en aquellas en las que su dieta depende del cuerpo de agua, por ejemplo, los flamencos que se alimentan por filtración. Debe tenerse en cuenta que estas especies son altamente sensibles a las alteraciones del ambiente, y ante situaciones desconocidas pueden abandonar el lugar por un período indeterminado de tiempo”, se pronostica en el documento que tiene en su poder la Secretaría de Ambiente de la Nación.

--------------------------------------------------------------------------------

El emprendimiento minero de Agua Rica se establecerá a 3.000 metros de altura sobre el nivel del mar, por lo que existe el peligro de que se produzca “lluvia ácida”, así lo denunciaron los defensores del Pueblo de Santiago del Estero y Tucumán, Darío Alarcón y, Jorge García Mena, respectivamente.

La mina Agua Rica es tres veces más grande que minera la Alumbrera Ltda., está ubicada en el departamento Andalgalá, en medio de los cerros, a unos 7 kilómetros del límite con Santa María, en la provincia de Catamarca.

Comentá la nota