El INDEC admite que el PBI cayó durante el segundo trimestre

La economía argentina retrocedió 0,8 por ciento en el segundo trimestre del año respecto de igual período de 2008, en lo que fue la primera baja en este indicador desde el 2002, según datos del INDEC.
Para la estadística oficial, pese al impacto de la crisis financiera mundial y de factores internos, la economía acumula incluso una leve suba del 0,6 por ciento en el primer semestre.

Además, la actividad económica subió en el segundo trimestre 0,3 por ciento respecto del primero.

En los últimos doce meses, la producción de bienes y servicios mantiene una mejora del 3 por ciento, comparado con igual período del año anterior.

En el segundo trimestre, la inversión interna bruta fija, experimentó una baja del 10,7 por ciento, comparada con igual período del año pasado.

La caída de las inversiones se debió al retroceso del 4,8 por ciento de la inversión en construcciones y la disminución del 18,6 en equipo durable de producción.

La baja en el primer semestre se reflejó en la estimación del Producto Bruto (PIB), que llegó a 393.181 millones de pesos, inferior a los 396.277 millones que se registraron en igual período del 2008.

Los sectores productores de bienes tuvieron durante el segundo trimestre una caída del 7,6 por ciento y los de servicios un aumento interanual del 3,4 por ciento.

Entre los productores de bienes la mayor caída la sufrió la agricultura y ganadería, con una

baja del 27,1 por ciento, la pesca donde la contracción llegó al 28,1 por ciento y la construcción con una baja del 4 por ciento.

En la producción de servicios bajaron los sectores de hoteles y restaurantes con un 0,4 por ciento, y la intermediación financiera un 0,8 por ciento.

En cambio mostraron crecimiento los servicios de transporte con un 5,8; actividades inmobiliarias con un 5,2y el comercio mayorista y minorista con una mejora del 1,2 por ciento.

Según el informe del INDEC la oferta global bajó un 3,9 por ciento, generada por la variación negativa del 0,8 por ciento del PIB y la baja del 26,3 por ciento de las importaciones de bienes y servicios.

El consumo público aumento un 6,3 por ciento, mientras que el consumo privado se contrajo un 1,8 por ciento en el segundo trimestre del año, comparado con igual período del año anterior.

Comentá la nota