Increíble aventura de kayakistas que recorren el país por ríos y mar

Serán 7.950 kilómetros en total, en 9 meses. Los tres aventureros llegaron a las costas de esta ciudad el sábado y fueron recibidos por las autoridades municipales.
El intendente Fernando Cotillo fue a recibir a los kayakistas cuando llegaron al muelle caletense.

Caleta Olivia (agencia)

Sabido es que viajeros que aman nuestro país han recorrido a pie, en auto, en moto, en bicicleta, en caballo, uniendo la punta norte de La Quiaca con la ciudad más austral: Ushuaia; pero hasta el momento no se sabía de un trayecto todo por agua como el de estos tres muchachos bonaerenses, Diego Lamas (28) y los hermanos Agustín (31) y Luis García Albarido (28). Lo están casi logrando a través de su proyecto "De cara al viento".

Cuatro etapas iniciadas en marzo, una en bicicleta (desde la mencionada ciudad jujeña hasta Aguas Blancas, tirando los botes en bicicleta) y luego tres en kayak.

El sábado ya recalaron en el muelle de esta ciudad, para descansar, avituallarse y seguir rumbo a la isla de Tierra del Fuego, bordeando las costas argentinas. Antes pasaron por Comodoro, donde gentilmente los atendió el Club Náutico Espora.

Les quedan aún 1.100 kilómetros por delante. Cerca del fin de semana serán recibidos por la Fundación Conociendo Nuestra Casa en Puerto Deseado, calculando que les llevará cinco días aproximadamente llegar hasta aquella ciudad.

A fuerza de músculos y remos, en kayak comenzaron a fines de marzo por el río Bermejo, bajaron 1.500 kilómetros con meandros difíciles, yacarés, tapires, carpinchos y yararás, siguieron después por un tramo del río Paraguay, posteriormente se encontraron con el Paraná, bajaron hasta el delta, y ahí pasaron cerca de sus casas, ya que los hermanos García Albarido viven en una isla de Tigre, en tanto que Lamas es porteño de La Boca.

PROEZA

De ahí por el Río de la Plata hasta la Bahía Samborombón -el 2 de julio- y a encontrarse con el mar argentino y seguir remando. Desde Puerto Madryn hasta Caleta les llevó un mes, para dar un ejemplo de la proeza. Desde Comodoro a Caleta dos días, pernoctando en La Bajada de la Osa. Es que navegan entre 30 y 50 kilómetros por día, pero a veces las tormentas u otras vicisitudes climáticas hacen que demoren un poco más.

Además, cuentan con el apoyo de clubes de toda la costa argentina, y de los kayakistas que "hay en todas partes, desde el Bermejo hasta acá siempre nos encontramos con grupos, o remeros solitarios, en todos lados", como dijo sorprendido Agustín.

La prodigiosa aventura mereció el aplauso de todos los caletenses que fueron a recibirlos, incluso el intendente Fernando Cotillo, que fue a saludarlos en la costa, junto a integrantes de "Kayak Aventura" y el Club Náutico, el sábado a las 13:30.

"Es realmente valorable que tres jóvenes argentinos hagan este esfuerzo. Es grato recibirlos e intercambiar conocimientos. Es una forma de incentivarlos. Muchos chicos aquí hacen actividades náuticas y ojalá sigan su ejemplo de esfuerzo. Han pasado por muchas aventuras, pero de aquí en más van a tener una experiencia única e inolvidable", dijo el gratamente asombrado intendente.

Avanzando a golpe de pala con ritmo sostenido, los aventureros fueron descubriendo paisajes ocultos del litoral marino, o ecosistemas increíbles, como lo fueron retratando en la página web que periódicamente actualizan que es www.decaralviento.com.ar

Comentá la nota