"No hay incompatibilidad, y si la hubiera no constituye un delito"

El concejal Martín Pérez salió a responder el martes a la denuncia penal que ante la Justicia marplatense presentaron la semana pasada los concejales Rubén Viglianchino, Mario Erdociain y Domingo Giuliano, argumentada en que el hijo del edil es proveedor del Estado Municipal, lo cual afirmaron en la oportunidad está prohibido por la Ley Orgánica de las Municipalidades.
El encuentro con la prensa se desarrolló en el bloque del Frente para la Victoria, y Pérez estuvo acompañado en la ocasión por el resto de los integrantes del mismo, José Enrique Echeverría, Juana Benítez, Antonio Sciotti y Mabel Pío.

Indicó el concejal Pérez que "tenía intención de hacer la conferencia de prensa en el día de ayer, pero consideré oportuno presentarme en la Justicia, tanto en la Fiscalía local para averiguar dónde estaba radicada la denuncia, como así también en Mar del Plata, donde fue presentada en la UFI Nº 10 de Delitos Comerciales. Me hice presente donde está la doctora Irigoyen y el doctor Bruna. En alguna medida para ponerme a disposición de ellos, poner a disposición toda la documentación que haga falta para certificar y documentar que no soy proveedor municipal, que no existe incompatibilidad".

Señaló el edil que su hijo se dedica a esta actividad desde el año 2006. "En noviembre de 2007 fue proveedor municipal durante 23 días de trabajo, esos trabajos luego se interrumpieron hasta agosto o setiembre de 2008. Decía que no existe incompatibilidad y no existe inhabilidad para esta función, teniendo en cuenta que no soy el proveedor municipal ni el que figura como proveedor municipal, y en tal caso existen desde el Tribunal de Cuentas resoluciones del año 2000, 2004 y 2005, donde marcan concretamente cuáles son las inhabilidades y también en alguna medida está diciendo cuáles son las posibilidades de trabajo. Concretamente en una de 2005 dice que 'cuando exista relación de parentesco entre un proveedor y un funcionario municipal, la excepción se da cuando los mismos posean patrimonios separados'. Es decir cuando no existe una sociedad de hecho o no existen patrimonios en común, como es este caso entre mi hijo y yo. Por lo tanto no hay una inhabilitación y en el peor de los supuestos de que lo hubiera, de ninguna manera se puede considerar una inhabilitación, un delito, que fue lo que concretamente aquí se planteó. Se habló de corrupción, se habló de delito. Se ha ido por buen camino, que es el de la Justicia y será la Justicia la que dictamine realmente como es el funcionamiento legal de este proceso administrativo".

ACTITUD DE CONCEJALES

En otro orden el concejal destacó la postura que adoptaron algunos concejales de la oposición, al no sumarse a la denuncia. "Quiero agradecer y destacar la posición de los distintos bloques. Se habló en la conferencia de prensa de que habían sido invitada toda la oposición. Los bloques del radicalismo y Unión PRO no aceptaron la invitación, no acordaron con esta postura, y son cosas para destacar. Así cuando se difiere en lo político y desde el ámbito doctrinario, cuando se dan este tipo de cosas hay que resaltarlo, se lo he dicho a cada uno de ellos y quiero hacerlo público. También agradecer a la gente que se ha solidarizado con esta situación".

Cuando se le mencionó que los ediles hablaron de una denuncia penal, afirmó que "acá no hay delito. Y en caso de haber incompatibilidad o invalidez, no es un delito".

Respecto de lo que fija la Ley Orgánica, consultado al respecto expresó que "el artículo 6 fija las excepciones cuando hay un grado de parentesco pero hay relaciones económicas distintas. Distinto sería que yo fuera el proveedor del municipio, pero aún así se dan casos que también están justificados. Hay concejales que son proveedores o al menos son contratados por el municipio. El concejal Jorge Durand tiene una radio, y si bien no es proveedor es vendedor de servicios al municipio, y eso no es incompatible. Con el Intendente se da una situación similar con la radio".

Fue consultado sobre la situación que se plantea con el concejal Daniel Nigro, cuyo padre posee un transporte de pasajeros que trabaja para el Estado. "Desconozco cuál es la relación contractual o relación de sociedad de Daniel (Nigro) con su padre", señaló para aclarar luego que "de ninguna manera voy a basar mi justificación, mi argumento, mi defensa, en la acusación hacia otro, porque sería tratar de justificar un error en base a otro error. En este caso en particular no existe error, y sobre lo de Nigro no tengo conocimiento, por lo que no soy yo quien debe opinar".

En la parte final expresó que "tiene que quedar en claro lo que es una incompatibilidad o una inviabilidad de lo que es un delito. Y en este caso ni siquiera hay incompatibilidad".

Comentá la nota