Con un incidente, dejó el país el obispo lefebvrista

Con un incidente, dejó el país el obispo lefebvrista
Poco antes de viajar a Londres, hizo un gesto amenazador a un periodista
Cuestionado por negar públicamente el Holocausto, el obispo lefebvrista Richard Williamson abordó ayer el avión para salir del país en el aeropuerto de Ezeiza, rumbo a Londres, seis días antes de que venciera el plazo que le impuso el Gobierno, que la semana última ordenó su expulsión. Momentos antes de embarcar, mantuvo un incidente con un periodista de TN, a quien amenazó con un puño cerrado.

El padre lefebvrista Christian Bouchacourt, superior del Distrito de América del Sur de la Fraternidad Sacerdotal San Pío X, dijo a LA NACION que la salida del país del controvertido religioso estaba prevista antes del decreto del Gobierno. "Apenas Williamson fue removido del cargo de director del seminario, su salida fue decidida", dijo.

El obispo lefebvrista, de nacionalidad británica, viajó a las 14.30, en el vuelo 246 de British Airways, con destino a Londres. Bouchacourt dijo a LA NACION que prefería no comunicar el destino final para que su llegada no fuera tumultuosa como su salida.

Un vocero del Ministerio del Interior británico informó ayer en Londres que Williamson podrá ingresar sin trabas en el Reino Unido. "Es un ciudadano británico y aquí no cometió ningún delito", dijo .

De incógnito

Williamson intentó pasar inadvertido en Ezeiza, con una gorra de béisbol negra, anteojos oscuros y una chaqueta negra. Pero varios periodistas y camarógrafos lo reconocieron e intentaron registrar la escena.

Al intentar llegar al obispo lefebvrista, varios periodistas se enfrentaron con las dos personas que lo acompañaban, que los tomaron de las ropas para evitar que pudieran hacerle preguntas al religioso.

En ese tumulto, se produjo el incidente de Williamson con el periodista Norberto Dupesso, de TN. Fuentes policiales informaron que se le ofreció al periodista radicar una denuncia por agresión, lo que hasta anoche no había realizado.

El padre Bouchacourt atribuyó el incidente a la "tensión nerviosa" que atraviesa el obispo, a quien definió "un hombre ya mayor de edad". Y agregó: "Williamson fue sometido a una verdadera caza de brujas esas últimas semanas. Ahora podrá respirar y la comunidad lefebvrista volverá a la tranquilidad".

Al llegar a Europa, Williamson deberá hablar con el superior general lefebvrista, monseñor Bernard Fellay, para decidir su futuro.

Horas antes del vuelo, en una aparente maniobra de distracción, la Fraternidad San Pío X había informado que Williamson ya había salido el fin de semana del país, información desmentida por la Dirección de Migraciones.

El gobierno argentino emplazó el jueves al cuestionado religioso a salir del país dentro de diez días por irregularidades detectadas en sus trámites migratorios.

La controversia con Williamson comenzó el 24 de enero, cuando Benedicto XVI levantó la excomunión a cuatro obispos del movimiento lefebvrista, en momentos en que se conocieron las declaraciones del religioso británico que negó el Holocausto. Tras la polémica, el Papa lo intimó a retractarse y Williamson dijo que sólo lo haría cuando tuviera pruebas.

Comentá la nota