Incertidumbre en Salud y en los hospitales por pago a proveedores

Si bien hay compromiso de pago, hasta que no se haga efectivo no habrá calma. Saracco, en alerta.
Aunque el viernes el titular de Salud, Sergio Saracco, aseguró el pago de los 17 millones de pesos a la media docena de proveedores que comercializan insumos médicos en toda la provincia, lo cierto es que, como bien dijo el empresario Daniel Salas de Distrifar: "Hasta que la plata no esté en los bolsillos, el problema no estará solucionado".

Esto es porque, más allá de los esfuerzos de Salud por conseguir los fondos que cancelen parte de la deuda, la disposición final está en manos del Ministerio de Hacienda, que deberá transformar en efectivo los créditos (especie de pagarés) que, entre hoy y mañana, recibirán los proveedores. "Estamos en permanente contacto con la Contaduría General para ver que esos créditos que tenemos en el Ministerio de Salud se puedan convertir en dinero real", explicó Saracco, durante la firma de un convenio entre su cartera y Desarrollo Humano para prevenir e informar sobre cáncer de mama, sida y reproducción sexual.

Así, la incertidumbre no faltó en algunos directores de los principales hospitales de Mendoza, como el propio José Moschetti, del Lagomaggiore, quien ayer se hizo presente en la Casa de Gobierno para "seguir la ruta del dinero".

Con más dudas que certezas, Moschetti afirmó desconocer el monto que le llegará a su hospital como así también cuándo recibirán los créditos. "Tuvimos una reunión con Saracco el jueves pero después no tuve más comunicación", comentó el responsable del Lagomaggiore, quien se enteró por El Sol de que se le girarán 3 millones de pesos para pagar lo que el hospital debe en insumos.prevenir antes que curar. Mientras la dirigente gremial de la ATE Raquel Blas denunció irregularidades en los pagos a los profesionales de la Salud, falta de insumos médicos y reprogramación de cirugías, Moschetti aclaró que, efectivamente, se está evaluando reprogramar operaciones ante la alarma sanitaria que vive la provincia.

Esto es porque "ante la amenaza de los proveedores de cortar la provisión de elementos sanitarios", el Lagomaggiore formó un comité médico para evaluar la postergación de operaciones de poca urgencia a fin de racionalizar los recursos hospitalarios".

Asimismo, el director del hospital Paroissien de Maipú, Luis Jofré, aseguró que por falta de anestesistas se están atrasando algunas cirugías.

Sin embargo, Saracco desmintió las acusaciones de ATE y, con más ironía que firmeza, expresó: "Que los gremios se den cuenta de que estamos atravesando una crisis internacional que afecta a todos los países del mundo y a la cual, Mendoza no es ajena". "salud invierte". Si hay un karma para el ministro de Salud, eso es la actual Ley de Responsabilidad Fiscal que, hoy por hoy, el Congreso de la Nación analiza suspender por dos años a fin de permitir el endeudamiento de las provincias.

"Hay que esperar la sanción de los senadores del Congreso, porque, si tuviéramos que atenernos a esta ley tal como está, el presupuesto 2010 tendría que ser menor o igual al del 2009, lo que imposibilitaría terminar bien el año", disparó el funcionario, y justificó: "La norma se atiene a un país de crecimiento y sin inflación, lo cual es falso".

Del mismo modo, el ministro criticó los dichos de la oposición, tras acusar a su gestión de realizar gastos innecesarios. "Si piensan que en Salud hay derroche, se equivocan, porque lo que hay es inversión", explicó, y aclaró que tampoco es cierto que contrató a personal nuevo, ya que sólo se cumplió con un decreto que, en el 2007, Julio Cobos firmó y "comprometió al gobierno de Celso Jaque a traspasar a todo el personal a planta".

Comentá la nota