Incendio: la misma falla que en 2004

El incendio que se desató el domingo en uno de los transformadores de la subestación transformadora de 132 kw. de Santa Rosa generó inconvenientes y repercusiones, que por ahora no tuvieron incidencia directa para la población, aunque desde la Administración Provincial de Energía recomendaron "un uso racional" de la energía a la vez que reconocieron estar "ajustados" en cuanto a la provisión.
Según explicaron desde la APE, el importante incendio se produjo por la explosión de uno de los aisladores del transformador, casualmente un problema idéntico que se generó en la misma subestación en 2004. El fuego motivó que de los 90 megavatios que genera habitualmente esa máquina ahora se redujo a 60 megavatios.

"La subestación es el corazón del suministro de la ciudad y las localidades cercanas, tiene tres transformadores y dos de ellos siguen trabajando normalmente, por lo que decidimos hacer maniobras de transferencias de carga", explicó ayer el gerente de Explotación, Carlos Sanz. Esas transferencias se hicieron, por ejemplo, de Catriló a General Pico y de Winifreda a Maurico Mayer. La intención, según informaron, también es transferir la carga de Colonia Barón y Anguil a Mayer y de esa forma aliviar la demanda de Santa Rosa.

En cuanto a la reparación del transformador afectado, desde la APE estimaron que llevará "entre un mes y 45 días" el traslado y posterior arreglo, que se efectuará en talleres especializados de Córdoba, Santa Fe o Buenos Aires.

"La verdad es que no pensamos tener inconvenientes con la demanda, pero sí sacamos un comunicado para pedir colaboración a la gente, para que en la medida de lo posible elimine el uso innecesario de energía", comentó Sanz.

"A priori tenemos algunas precisiones del incendio -agregó el funcionario-. Se sigue investigando el motivo, pero sabemos que fue una explosión en los aisladores. El aceite del transformador brotó para afuera y al entrar en contacto con el arco eléctrico se produjo el fuego".

Pese a que en pleno verano existe una gran demanda, sobre todo por el uso de los equipos de aire acondicionado, en la APE reconocieron que este año no creció tanto el uso de la energía. "En otros años el crecimiento interanual de la demanda llegó al nueve por ciento, y ahora no pasa de cuatro o cinco por ciento, por eso pensamos no tener problemas", finalizó Sanz.

Comentá la nota