Un incendio intencional destruye parte de la ESB 14

El fuego fue causado intencionalmente. Al parecer, los autores del hecho buscaban destruir una documentación en particular que estaba guardada en otro sitio.
La Dirección, Preceptoría y el techo de un aula fueron arrasados por el fuego, mientras que parte de otra aula y una dependencia en la que se guardan elementos para educación física sufrieron las consecuencias de un ataque vandálico cometido en la madrugada del domingo en la ESB 14.

El establecimiento educativo funciona en el viejo edificio que albergó a la Escuela Comercial y donde también se dictan, por la noche, las carreras de técnico superior en turismo y se forman docentes.

El incendio fue intencional, según las conclusiones a las que arribaron los peritos. El fuego alcanzó a ser advertido por los vecinos y pese a la rapidez de la labor de Bomberos, buena parte del mobiliario y la documentación fue consumada por las llamas. En cambio, se salvó importante documentación porque estaba guardada en otro lugar y podría servir para explicar este acto vandálico.

A causa del siniestro quedó dañado el cielorraso, la instalación eléctrica, la única computadora derretida y hasta se agrietaron paredes. El lunes pasado, a pesar del feriado, comenzó la tarea de reconstrucción de las instalaciones. La intendenta Graciela Rosso dispuso que un subsidio de 25 mil pesos entregado por el gobernador Daniel Scioli ese mismo día, en el marco de su visita a esta ciudad, se destine a la escuela.

Carmen Reyes, la directora de la ESB 14 no puede descifrar qué intenciones perseguían los autores del hecho, aunque dijo que en la escuela ya han ocurrido otros episodios parecidos pero ninguno de la gravedad que tuvo este último. "Hay casos de chicos que tienen problemas pero llegar a esto no sé qué sentido tiene porque no se llevaron nada", dijo, y apuntó que todo pasa por una cuestión social donde la violencia está instalada. "Me enteré que hay como una moda de quemar todo. Han quemado motos, autos, negocios, pero no sé si esto procede de alguna moda. No es la primera vez que nos pasa. Hemos tenido otros episodios de chicos que en el fin de semana y con la escuela cerrada, prendían fuego las cortinas por los ventiluces".

Para otros, pocas dudas existen acerca de que los vándalos buscaban hacer desaparecer, mediante un incendio, determinada documentación en la que estarían asentadas algunas situaciones comprometidas que sucederían en la escuela o en sus alrededores.

INVESTIGACIÓN ABIERTA

El subdirector de Educación del municipio, Javier Palomeque, señaló que las autoridades educativas están investigando los motivos que desembocaron el incendio. "El hecho está y es recriminable desde cualquier punto de vista. Los directivos del colegio y los inspectores están trabajando en el ámbito de la escuela con la mayor prudencia y con el área de Minoridad del municipio. No podemos decir quién incendió, pero el tema drogas no está ajeno a ningún colegio de Luján".

Mientras tanto, en la ESB 14 intentan recuperar datos, carpetas, legajos y planillas para devolver la normalidad al área administrativa.

Una realidad social compleja

A este establecimiento educativo asisten 600 alumnos repartidos en dos turnos. Se trata de chicos que provienen de las escuelas 2 y 12 que articulan con la ESB 14. "Son dos comunidades educativas diferentes y con realidades sociales distintas", explicó el profesor Palomeque.

Comentá la nota