Se inauguró el acueducto de Margarita Belén y licitan hoy Bermejo-San Martín.

Jorge Capitanich inauguró ayer el acueducto que lleva agua desde Resistencia hasta Colonia Benítez y Margarita Belén, y en ese marco anunció que en 2010 el Chaco tendrá una inversión en obras de infraestructura por un total de 2.280 millones de pesos. "Es una cifra que supera diez veces el promedio histórico anual de los últimos treinta años", dijo

El acto de realizó en Colonia Benítez, finalmente sin la anunciada presencia del ministro nacional de Infraestructura, Julio De Vido. El gobernador lo excusó diciendo que la agenda del funcionario federal se había retrasado por acompañar a la presidente Cristina Fernández en la inauguración de un hospital en el Gran Buenos Aires.

El acueducto tiene en total una extensión de 27,7 kilómetros y demandó una inversión de más de 14 millones de pesos. La obra incluye algo más de 1.000 conexiones domiciliarias en ambas localidades, y termina con una larga etapa en la que la disponibilidad de agua en ellas era escasa y de muy mala calidad, por el alto contenido ferroso del líquido que se consumía en los hogares.

Inversión récord

"Después de años y años de esperar, hoy por fin los vecinos pueden abrir las canillas y ver que sale agua de muy buena calidad y en cantidad suficiente", dijo Capitanich ante unas 800 personas. En el palco lo acompañaron funcionarios de su gabinete y los intendentes de los municipios beneficiados, Jorge Polich (Margarita Belén) y Roberto Phipps (Colonia Benítez).

El gobernador aprovechó el escenario para repasar los logros de su gestión en materia de infraestructura y proyectar lo que seguirá en 2010. Fue allí que dijo que sumando obras viales, hídricas, de saneamiento ambiental, habitacionales y de infraestructura urbana, habrá un presupuesto global de 2.280 millones. "Es un récord histórico de inversión y un récord histórica de generación de empleo privado", afirmó.

"La credibilidad de un gobierno y de un gobernante se dan cuando se observan con los propios ojos y se pueden palpar con las propias manos las obras que identifican al desarrollo de la comunidad", agregó. Tampoco dejó pasar la ocasión de defender la gestión kirchnerista nacional. "Cuando el mundo se caía a pedazos por la crisis financiera, la decisión estratégica de Cristina Fernández de Kirchner de asignar recursos para una fuerte inversión en obra pública nos permitió a los chaqueños sobrevivir a un año marcadamente difícil", planteó.

El gobernador sostuvo que tras las dificultades iniciales de 2009 por la caída de las transferencias nacionales a raíz de la baja en la recaudación fiscal, la economía provincial logró recuperarse "y estimamos que hubo un crecimiento del 12% en el Producto Bruto Geográfico en el tercer trimestre, justamente por el impulso que dio la obra pública".

Comentá la nota