Inauguraron resguardo aduanero en Pichachen

El paso internacional del norte neuquino quedó habilitado para el transporte de cargas. Hubo un acto con la presencia de Sapag y el cónsul de Chile, Guezalaga Meissner.
El paso internacional Pichachen fue habilitado formalmente este martes con la inauguración de un resguardo aduanero, en un acto presidido por el gobernador neuquino, Jorge Sapag, y del que participaron el intendente de El Cholar, Néstor Fuentes; la directora de la regional de Aduanas Bahía Blanca, Karina Murtagh; el cónsul general de la República de Chile, Patricio Guezalaga Meissner; y el alcalde de Antuco, Claudio Soler Jara.

Fuentes y Soler Jara firmaron un acta de intención entre El Cholar y Antuco, en la que se comprometen a seguir trabajando en la cooperación por la integración de las dos regiones, que se venía desarrollando ya en encuentros internacionales deportivos y culturales pero que se verá potenciada desde ahora al poder circular transporte comercial de pasajeros y de carga.

El mandatario provincial sostuvo que la aduana “es esa herramienta esencial que permite la integración de economías regionales”, dado “que permite la multiplicación de ese vínculo, que tiene que ser comercial, que hoy es fundamentalmente cultural, deportivo, social, religioso”.

El intendente de El Cholar manifestó en su discurso que el paso Pichachén “es una alternativa que tiene el norte neuquino, en el que concretar el tema de aduana es muy importante. Va a traer beneficios a toda la zona, a los que trabajan en el sector privado tanto del lado argentino como del lado chileno, en definitiva, para el crecimiento económico de ambos lados”.

Respecto de las posibilidades comerciales, explicó que “tenemos productos aquí en la Argentina que se pueden comercializar en Chile, seguramente antes habrá que hacer las habilitaciones correspondientes ante el paso aduanero”.

Y destacó: “realmente estoy muy agradecido con todos mis compañeros intendentes de los departamentos Minas, Ñorquín y Chos Malal, porque hemos priorizado este paso entre todos los de la zona norte”. “Después seguramente seguiremos trabajando sobre los otros pasos de esta región de la provincia”, finalizó.

Por su parte, Claudio Soler Jara indicó que del lado chileno del paso se están construyendo dos puentes con una inversión de 1.500.000 dólares, y que habrá muchas otras obras para que en 2010 el Paso Pichachén pueda estar convertido “en una aduana moderna y expeditiva”.

Destacó los lazos entre ambos países y en especial entre los habitantes de la provincia del Neuquén y del Bío Bío, que “son de sangre, de hermandad, familiares”. Aseguró también que con Pichachén como punto de unión “la buena suerte de la Argentina será la buena suerte de Chile, y la buena suerte de Chile será la de Argentina”, y que “todos los pasos dados en pos de la integración son bien dados”.

Luego de los discursos, el cura párroco de Chos Malal, Roberto Azurro, ofreció una bendición al nuevo resguardo, tras lo cual se realizó el corte de cintas.

Comentá la nota