Se inauguraron las farolas de calle Alsina

Menconi, Rochaix y Scarinci inauguran el paseo.

Con un sencillo acto realizado en la noche del sábado 20 en la esquina de Mitre y Alsina, se inauguró el nuevo sistema de farolas artísticas de alumbrado en la calle principal de San Antonio de Areco. En el evento estuvieron presentes la arquitecta Macarena Rochaix- en representación de la Intendenta Estela Lennon, con compromisos en otros actos de los que abundaron en esa noche-, la Secretaria de Obras Públicas Silvia Terza, el Director de Turismo Patricio Santos Ortega, concejales, miembros de la Asociación de artesanos encabezados por “Quique” Scarinci y “Pancho” Ramírez, el Presidente y el gerente de la CEOSP, José Hernández y Osvaldo Cafaro, y el ex Presidente del Concejo Deliberante Aldo Menconi, uno de los impulsores de la obra.

Luego que Macarena Rochaix, Aldo Menconi y Enrique Scarinci cortaran la simbólica cinta para habilitar el paseo por la temporaria peatonal Alsina, hizo uso de la palabra Menconi. El ex presidente del HCD destacó lo realizado para que esta hermosa obra se hiciera realidad con la colaboración de los artesanos, vecinos y de la Cooperativa Eléctrica, que instaló las farolas. Menconi hizo augurios para que se mantengan en buen estado y sea el primer paso para hermosear la tradicional calle.

Scarinci mostró su alegría por poder inaugurar esta obra de tipo artesanal y anunció que se seguirá con nuevos proyectos que mejoren el casco histórico de San Antonio de Areco.

Luego, cientos de paseantes transitaron por la peatonal que mostraba un aspecto inusual, luminoso y muy simpático, en un paseo que ofrecía mesas y sillas desde locales gastronómicos y de otros rubros, espectáculos musicales, mimos y otros tipos de ofertas de entretenimiento que le dieron por espacio de cuatro horas un aspecto singularmente bello a la mítica calle de Areco.

Aún a despecho de antiguos y poco felices intentos, quizás sería bueno reflotar la idea de convertir a Alsina en peatonal durante algunas horas los sábados, domingos o feriados ofreciendo, además de las características de un paseo distinto, el cese del caótico tránsito vehicular de esos días que causa ruidos, aglomeraciones y otro tipo de conflictos.

Es solamente una idea que, bien organizada y reglamentada podría cambiar el aspecto del centro de la ciudad a la manera de otros centros turísticos de Argentina y del mundo.

Esta experiencia fue excelente. Quizás otras similares también lo sean. La gente dio su respuesta positiva.

Comentá la nota