Impulsan regular el uso de agroquímicos.

El proyecto ingresó en la sesión de ayer de la mano del oficialismo
Un proyecto para regular las condiciones de aplicación de los productos químicos o biológicos de uso agropecuario en el ejido urbano fue ingresado en la sesión de ayer de la mano de los concejales oficialistas.

La propuesta establece la creación de una "zona de resguardo ambiental" que se extiende por todos los sectores donde habitan personas, en forma permanente, con más un radio de 350 metros a partir del límite de la planta urbana.

La iniciativa que pasó a comisión para su estudio, especifica la prohibición (dentro de la zona de resguardo) del uso de cualquier tipo de producto destinado a la fumigación o a la fertilización agrícola y/o forestal, excepto los "debidamente autorizados para la práctica de agricultura orgánica, la que deberá contar con la autorización de la Subsecretaría de Ambiente de la Municipalidad.

Pero, el proyecto va más allá ya que limita la utilización también en un radio de mil quinientos metros de los núcleos habitacionales.

De aprobarse esta iniciativa, los que necesiten fumigar tendrán que pedir autorización correspondiente al municipio.

Están exceptuadas de la prohibición las fumigaciones que se realicen por razones de sanidad, seguridad e higiene pública.

Por otra parte, en otro de los puntos, se impone a los productores de frutas, verduras y hortalizas la necesidad de: presentar declaración jurada de conocimiento de la legislación vigente y otra serie de requisitos.

También, el proyecto del Frente para la Victoria impide la limpieza de todo tipo de maquinarias y equipos utilizados para la aplicación de productos químicos o biológicos de uso agropecuario, como el tránsito de dichos elementos.

Comentá la nota