Impulsan el desarrollo de biocombustibles en Jujuy

El diputado provincial Miguel Alfonso Rioja (PJ) ingresó a la Legislatura un proyecto de ley por el cual se declara de interés provincial el desarrollo de la Industria de los Biocombustibles, luego de que la presidenta de la Nación Cristina Fernández de Kirchner, anunciara que en el 2010 será obligatorio el uso del alcohol en la producción de bioetanol.
En abril del 2006 se sanciono la Ley 26.093 por la que se creo el Régimen de Regulación y Promoción para la Producción y Uso Sustentables de Biocombustibles. De esa manera, tras el anuncio presidencial, a partir del primer día del 2010, todo combustible líquido caracterizado como nafta y gasoil o diesel oil -en los términos legales vigentes o en el que pueda prever la legislación nacional que en el futuro lo reemplace que se comercialice dentro del territorio nacional, deberá ser mezclado por aquellas instalaciones que hayan sido aprobadas por la autoridad de aplicación para el fin específico de realizar esta mezcla con la especie de biocombustible denominada bioetanol y biodiesel, según corresponda, en un porcentaje del 5% como mínimo de estos últimos, medido sobre la cantidad total del producto final, definiéndose además que el biocombustible gaseoso denominado biogás se utilizará en sistemas, líneas de transporte y distribución de acuerdo a lo que establezca la autoridad de aplicación.

Como resultado de ello, las medidas tendrán un fuerte impacto en las economías de Tucumán, Salta, Jujuy, Chaco, Formosa, Misiones y también el norte de Santa Fe. No solo se aseguran a las economías regionales, sino que se fortalecerán a los pequeños productores de caña como las pymes de la región, con un aporte de producción mínimo del 20% (veinte por ciento) en la demanda total del bioetanol, lo que generara inversiones superiores a los 500 millones de dólares en estas provincias, creándose además mas de 4 mil puestos de trabajo, lo que producirán mayores ingresos fiscales para los estados subnacionales y un mayor superávit para el Estado Nacional a partir de esta nueva actividad.

Además, la materia prima que cubrirá la mayor parte de la producción del bioetanol será la de caña de azúcar, actualmente concentrada en su producción en el noroeste argentino: Tucumán, Salta y Jujuy. En estas provincias en particular, las medidas que anuncio el Gobierno Nacional tendrían los siguientes efectos: 200 millones de dólares de inversiones en proyectos para producir 190 mil metros cúbicos por año de bioetanol en Tucumán y 110 mil metros cúbicos entre Jujuy y Salta el crecimiento cualitativo a futuro y en proyección llegará a 45 mil puestos de trabajo, tomando todo lo periféricola creación de 2 mil puestos de trabajos nuevos en la actividad especifica y el estímulo fundamental para que los 6 mil productores cañeros, pequeños y medianos de Tucumán, Salta y Jujuy inviertan en esa actividad en la expectativa de una mayor rentabilidad;l incremento en la capacidad de cogeneración eléctrica en más de 200 Megavatios a partir de biomasa que queda como rezago del producto, o sea, del bagazo, entre otros.

Ante esa perspectiva, Rioja y otros diputados del PJ, creen que es necesario que nuestra provincia participe activamente en el mismo, generando las condiciones necesarias para que las empresas involucradas en las actividad de biocombustibles vayan tomando las medidas preventivas tendientes a evidenciar su adecuación a la legislación vigente. Por lo que propician la sanción de una ley destinada a disponer la Declaración de Interés Provincial el Desarrollo de la Industria de los Biocombustibles y la creación de una Comisión de Apoyo destinada a acompañar los procesos de adecuación legislativa y a promover y facilitar el proceso de implementación.

Comentá la nota