Impulsan un boleto barato para la secundaria y la Universidad

Hubo acuerdo entre la FURC y el oficialismo. Los alumnos de colegios secundarios de gestión pública pagarían el 50% de un abono y los universitarios la mitad de un pasaje común. Se aplicaría en marzo
Río Cuarto podría tener desde marzo un boleto diferencial para los estudiantes secundarios y universitarios, si es que avanza el proyecto que ayer presentaron en conjunto el presidente del Concejo, Eduardo Yuni, y la conducción de la Federación Universitaria. Esa iniciativa establece que, a valores actuales, los estudiantes de la secundaria pagarían 65 centavos por viaje y los que viajan al campus 85 centavos.

El parámetro que se usó para calcular el precio de cada boleto es del 50 por ciento de un pasaje común para los universitarios y el 50 por ciento de un abono para los secundarios. La única duda es quién financiará ese beneficio. Yuni aseguró ayer que la semana próxima le pedirá un esfuerzo a la empresa SAT Ciudad de Río Cuarto.

"Tendría que financiarse con la rentabilidad de la prestataria del servicio. Tengamos en cuenta que es un monopolio y que goza de condiciones beneficiosas", dijo Yuni.

Si bien no tendrían el alcance boleto universal que viene reclamando la FURC, la cobertura de los Boletos Secundario Social y Universitario Social sería amplia. Incluirá a los alumnos regulares de los colegios públicos de educación secundaria y terciaria, ya sea que tengan gestión pública o privada. Y, además, por supuesto, estarán los universitarios.

Quienes quieren acceder al precio diferencial tendrán que tramitar un carné habilitante y cumplir una serie de requisitos: deberán ser alumnos regulares que vivan en una familia cuyos ingresos totales no superen el doble del monto fijado para la Canasta Básica Total que elabora el Indec. Actualmente, esa canasta está en 1.136 pesos; es decir, la familia debería ganar no más de $ 2.272 por mes.

El anuncio fue hecho por Nicolás Pérez y Emiliano Di Claudio, de la FURC, y por el propio Yuni.

La intención de los impulsores del proyecto es que el Concejo lo apruebe en los próximos 10 días y que comience a aplicarse en marzo del año próximo, en el inicio del ciclo lectivo.

"Hoy no hay posibilidades de aplicar el boleto universal que reclamamos y estamos haciéndonos cargo del hecho de que hay sectores que necesitan una respuesta hoy, que no pueden esperar a que haya condiciones para hacer un boleto generalizado. Por eso, estamos de acuerdo con esta solución del medio boleto", dijo Di Claudio.

Pérez manifestó que, mientras tanto, se seguirá trabajando en la consulta popular por el boleto universal.

Hasta ahora, no hay cálculos sobre la cantidad de estudiantes que se beneficiarían con el descuento del 50%. Sin embargo, Yuni indicó que las últimas estadísticas señalan que el 60% de los chicos en Río Cuarto son pobres. "A ellos queremos garantizarles la escolaridad", dijo.

La empresa pone condiciones

Alberto Semprini, presidente de la empresa de transporte, no descartó que pueda aplicarse el boleto diferencial para los estudiantes secundarios y universitarios. Sin embargo, puso como condición que el Concejo Deliberante apruebe tal como está el pedido de aumento del boleto.

SAT Ciudad de Río Cuarto presentó una nota formal para que el boleto común pase de 1,70 a 2,40 pesos y el abono de 1,25 a 1,90 peso. "Son temas que tenemos que hablar, todo es para discutir y negociar. Pero estamos pidiendo ese aumento porque hay un estudio de costos muy serio. Esos porcentajes son los que realmente necesita la empresa para funcionar, para tener unidades cero kilómetro, para dar un servicio de excelencia. De lo contrario, hay que sincerarse y blanquear qué servicio quiere la ciudad"; dijo Semprini.

Y puntualizó que lo que la empresa pierda por un lado, debería recuperarlo por otro, en referencia a la posibilidad del subsidio.

Definen cómo se aplicará

El proyecto que presentaron la FURC y la presidencia del Concejo no definió cómo se aplicará específicamente el boleto diferencial. Los impulsores manifestaron que los detalles quedan para ser discutidos entre los bloques. Uno de los aspectos que aún quedan por discutir es qué rol tendrán la subsecretaría de Transporte del Municipio -sería una especie de órgano de aplicación-, la Universidad y la propia FURC.

Además, no está especificado cómo deberá hacerse el trámite.

Comentá la nota