La importancia de una Consulta Popular sobre las Sierras

En una nota dirigida a nuestra redacción, la Asamblea por la Preservación de las Sierras de Tandil fijan su postura ante la necesidad de llamar a una Consulta Popular. Los detalles.
1) La expresión directa de la ciudadanía sobre los grandes temas mejora nuestra democracia y contribuye a que las decisiones que toman los representantes reflejen mejor lo que quiere la sociedad.

2) La preservación de nuestras Sierras es un tema crucial para Tandil. La identidad tandilense, la vida y la inmensa mayoría de las actividades están relacionadas con la Sierras. No podemos pensar un desarrollo genuino sin contemplar su efectiva protección y el cese inmediato de las actividades que las destruyen y degradan, perjudicando a la ciudad en su conjunto y a las presentes y futuras generaciones

3) Existe un largo conflicto cuya resolución de fondo y efectiva exige que la población misma decida que quiere para las Sierras y para la ciudad.

4) Se ha anunciado nuevamente el ingreso a la legislatura de un proyecto de ley de paisaje protegido, que establecería un plazo de dos a cuatro años para que las canteras cercanas al centro inicien una reconversión y garantizaría los actuales ingresos laborales.

Destacamos los siguientes aspectos:

-El tema será discutido y este proyecto es un piso que hasta ahora no había existido.

- Para que el proyecto cumpla efectivamente con el objetivo de preservar las Sierras proponemos mejorar los siguientes aspectos: a) que la figura utilizada sea la de Áreas Protegidas ya que Paisaje Protegido no impide los usos destructivos, solo exige un Estudio de Impacto Ambiental (como los que ya tienen las canteras) y el permiso de algún funcionario (como los que ya se han dado en forma de excepciones) c) el cese debe ser inmediato para evitar mayores daños irreversibles al patrimonio que se quiere preservar, máxime cuando el plazo puede llevar a un "saquemos todo antes que se venza". Dicho cese podría realizarse mediante la aplicación de las leyes existentes, como ya lo demuestra el caso de la cantera El Trincante. d) es necesario ampliar el alcance territorial de la norma ya que debe protegerse el conjunto serrano por su inconmensurable importancia ambiental y como cuenca hídrica. Su preservación debe ser vista como la mayor y mas necesaria obra pública en defensa del agua para Tandil y la región. Además, las canteras no contempladas (Minera Tandil, Cerros Dómicos, Equimac y Cerro Federación) también afectan severamente a la ciudad y el partido por las explosiones y la pérdida de paisaje, y las dos primeras comprometen seriamente la continuidad de actividades como las desarrolladas por el Club de Planeadores. e) la reconversión debe realizarse hacia usos compatibles con las Áreas Protegidas (Por ejemplo: educativo, deportivo, cultural, ecoturístico) . Si esto no se estableciera explícitamente podría suceder que las empresas responsables del daño irreversible a las Sierras (además de otras deudas) pretendan cambiar el cese de las canteras por excepciones al plan de ordenamiento territorial y a las Áreas Protegidas. Sería doblemente injusto que quienes rompieron las Sierras puedan hacer sobre ellas lo que no se le permite al resto de los ciudadanos.

En síntesis, para empezar a proteger el Patrimonio serrano como debemos tenemos que lograr una ley efectiva y eso depende de los legisladores pero sobre todo de que hagamos escuchar claramente lo queremos. Seguramente en la legislatura habrá un fuerte lobby minero-inmobiliario. Pero Tandil puede sumar voluntades para llevar su voz. Por eso debemos hacer una Consulta Popular.

El sábado a las 17 hs. en la Sala A se realiza la reunión con instituciones sociales y todos los vecinos interesados en participar de su organización.

Asamblea Ciudadana en Defensa de las Sierras de Tandil

Comentá la nota